Un millar de altos cargos del PSOE obligados a abandonar la Junta de Andalucía tras las elecciones del 2D y buscar una salida laboral

Susana Díaz, a la espera de la sesión de investidura, y de las negociaciones que han comenzado esta semana, quiere estar preparada ante un escenario que ya se comienza a asumir en San Telmo: que el PSOE pierda la Junta de Andalucía y pase a la oposición a principios de 2019. Ante esta posibilidad, el partido ha elaborado un “cálculo de daños”.

Según explican a Confidencial Digital fuentes próximas a la Junta, Presidencia ha pedido a la Consejería de Hacienda que calcule cuántos puestos públicos perderá el PSOE si finalmente pierde el poder en Andalucía.

En los documentos que maneja este departamento, aparecen todos los cargos dependientes de la Administración autonómica: desde los directores generales de las consejerías, hasta los presidentes de empresas públicas que serían cesados tras el cambio de Gobierno, pasando por los jefes de gabinete, asesores… En definitiva, explican las fuentes consultadas, “miles de personas que van a perder su actual trabajo”.

ECD ha podido confirmar que cargos electos del PSOE han comenzado a transmitir a algunos de sus colaboradores de confianza el siguiente mensaje: “Vete buscándote una salida; es el momento”. Una circunstancia que está provocando, a día de hoy, una desbandada que no ha hecho más que empezar. De hecho, se están registrando ya las primeras salidas de personal contratado.

Fuentes de la Administración han podido cuantificar un número significativo de regresos a direcciones regionales y locales del PSOE en los últimos días, de personas que han trabajado, en los últimos cuatro años, como personal de libre designación en las consejerías.

El perfil de los protagonistas de estos movimientos es muy similar. Se trata de profesionales que, antes de las elecciones de 2015, ya trabajaban para el PSOE y fueron nombrados por los consejeros y directores generales como asesores, jefes de gabinete, etc. Se habla de más de un millar de salidas en la primera semana tras el 2-D. En estos casos, explican las fuentes consultadas, se está optando por volver al puesto que tenían antes dentro del partido.

Los asistentes de cargos electos también están protagonizando salidas precipitadas en ayuntamientos, empresas públicas y diputaciones. Aseguran que están llegando a abandonar su silla concejales que obtuvieron su puesto en las municipales de 2015. Muchos de ellos ya se están buscando un nuevo trabajo en la empresa privada.

Las fuentes consultadas explican a ECD que, en algunos casos, “hay quien se ha planteado dimitir de inmediato para que, en las entrevistas que realiza ahora no les vinculen con la actividad política, ni con el PSOE”. Sin embargo, esas peticiones de cese de concejales y diputados no están siendo aceptadas por las ejecutivas provinciales: “Eso provocaría una situación de caos y un efecto llamada nada deseables”, alertan. La huida no ha hecho más que empezar.

“Vete buscando trabajo”

“Vete buscando trabajo”. El mensaje ha circulado, alto y claro, en consejerías y empresas públicas de Andalucía. Las elecciones del 2 de diciembre han supuesto un duro varapalo para el PSOE que afectará a cargos electos y a personal contratado. Y ha comenzado la búsqueda de un lugar donde instalarse. Una consigna que ya está provocando, una desbandada que no ha hecho más que empezar. Se están registrando las primeras salidas de personal contratado.

El Confidencial Digital ha podido confirmar que cargos electos del PSOE han comenzado a transmitir también a algunos de sus colaboradores de confianza el siguiente mensaje: “Vete buscándote una salida; es el momento”.

En concreto, están en juego todos los cargos dependientes de la Administración autonómica: desde los directores generales de las consejerías, hasta los presidentes de empresas públicas que serían cesados tras el cambio de Gobierno, pasando por los jefes de gabinete, asesores… Muchos de ellos reconocen que han recibido en la última semana el mensaje de que busquen una alternativa laboral ante un previsible cambio de Gobierno.

Las consignas a los altos cargos del PSOE se están intensificando estos días, ante la dificultad de Susana Díaz para retener la Junta durante los próximos cuatro años. Fuentes de la Administración han podido cuantificar un número significativo de regresos a direcciones regionales y locales del PSOE en las últimas jornadas, de personas que han trabajado, en los últimos cuatro años, como personal de libre designación en las consejerías o empresas públicas.

El perfil de los protagonistas de estos movimientos es muy similar. Se trata de profesionales que, antes de las elecciones de 2015, ya trabajaban para el PSOE y fueron nombrados por los consejeros y directores generales como presidentes de sociedades, asesores, jefes de gabinete, etc. En estos casos, explican las fuentes consultadas, se está optando por volver al puesto que tenían antes dentro del partido. Otros se inclinan por marchar a la empresa privada.

(Fuente: El Confidencial Digital)

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Francisco Campos

Francisco Campos

Nació en Sevilla en 21 de julio de 1958. Trabaja como administrativo. Es autor del libro "La Constitución andaluza de Antequera: su importancia y actualidad" (Hojas Monfíes, 2017).

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *