Los drones de Marruecos ya han asesinado a 36 saharauis

Los drones marroquís se han convertido en los nuevos protagonistas en la pugna entre Marruecos y el Frente Polisario en el Sáhara Occidental. Desde la ruptura del alto el fuego en noviembre de 2020, 25 militares saharauis han muerto, según ha confirmado a EL PERIÓDICO el Ministerio de Defensa de la República Árabe Saharaui en Tindouf (Argelia), la mayoría por ataques de drones del Ejército marroquí. También han muerto 11 civiles en el último año. Unas cifras que nunca ha confirmado el Gobierno marroquí. 

Hermes 900, Heron y Predator

Uno de ellos terminó cobrándose la vida de Dah El Bendri, comandante de la Guardia Nacional, tras ser identificado por un dron el pasado mes de marzo. La tensión, lejos de sostenerse, continúa en aumento y el Frente Polisario acusa a Rabat de emplear estas aeronaves contra mandos de su ejército. La operación militar que asesinó a Dah El Bendiri habría sido “combinada por un dron Harfang [modelo basado en el Heron israelí] que apuntó al objetivo con láser y, por lo tanto, permitió a un caza marroquí ejecutar el ataque desde larga distancia”, según el medio Le Desk.

Estados Unidos, Turquía e Israel pertrechan de drones a Marruecos

Los drones son un arma que el reino de Marruecos ha ido adquiriendo en los últimos años de proveedores israelíes, turcos y estadounidenses.

Turquía comenzó a entregar en 2021 los primeros drones de combate “Bayraktar TB2″ adquiridos por el Gobierno marroquí como parte de un programa de rearme alauita. El contrato con Turquía, de algo más de 59 millones de euros, sería por 13 unidades de un sistema que ya ha probado su valía en Siria contra obuses y sistemas antiaéreos de fabricación rusa y en Nagorno-Karabaj (Azerbaiyán) contra tropas armenias según informa La Razón.

La empresa de armamento Israel Aerospace Industries, de propiedad estatal, suministrará a Marruecos drones de ataque conocidos como ‘kamikaze’ por valor de 22 millones de dólares en el primer acuerdo militar de esta naturaleza entre los dos países, fruto de que el ministro de Defensa de Israel, Benny Gantz, visitara Rabat el pasado 24 de noviembre. El acuerdo prevé así mismo la fabricación del ‘dron suicida’ de la clase Harop en Marruecos, según informó Africa Intelligence, aunque el diario Haaretz no pudo confirmar este extremo puesto que la Israel Aerospace Industries declinó hacer comentarios al respecto. Ya tenía otros como el IAI Heron o el Hermes 900 de la también israelí Elbit System. 

Según se ha publicado en la prensa francesa, además de la compra de estos drones, Marruecos está construyendo en su propio territorio, bajo el amparo de Israel, sistemas de los conocidos como drones kamikaze o drones bomba. Es de reseñar que si bien el resto de sistemas no tripulados hacen labores de vigilancia aunque vayan armados, el fin último de un dron kamikaze es únicamente impactar contra su objetivo. Estos sistemas tienen una autonomía de una hora, por lo que pueden volar unos 150 kilómetros, y su tecnología sería de la israelí IAI.

El tridente de aeronaves no tripuladas de Marruecos se completa con el General Atomics MQ-9B SeaGuardian, de factura estadounidense. La venta de este modelo de dron se incluye dentro del acuerdo de compra de armamento al que llegaron Rabat y Washington D. C. en 2021 por valor de 1.000 millones de dólares. El MQ-9B SeaGuardian pertenece a la saga de la plataforma Predator, una de las más experimentadas del mundo, en la que se han fijado países como Estados Unidos para su equipo de aduanas y protección de fronteras. La versión de Marruecos cuenta con una autonomía de alrededor de las 27 horas y equipa todo lo necesario para posicionarse como uno de los mejores drones para la vigilancia costera según informa El Español.

Avatar
En redes
Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Avatar

Francisco Vílchez

Andaluz de Granada (1980). Grado en Humanidades en la UGR. Pluriempleado en el sector servicios y aficionado a hablar de lo que la prensa no dice ni pío.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *