Yemen recibió mas de 10.000 ataques áereos y bombardeos sólo en el mes de mayo

Según datos de un reciente informe del Equipo Nacional Para El Alcance Extranjero de la República de Yemen la situación empeora en este país de 30 millones de habitantes. El desastre humanitario resultante de una guerra inútil continúa siete años después con el pretexto de restaurar el gobierno de títere de Riad (Gobierno de Hadi).

Sólo en el mes de mayo la coalición liderada por arabia Saudí lanzó más de 10.000 bombardeos sobre Yemen mediante ataque aéreo, artillería, drones… Durante el mismo mes centenares de infraestructuras de uso civil (bombas de agua, campos de cultivo, mercados, barcos de pesca…) han sido destruidas en la guerra que el subimperialismo saudí (y sus aliados árabes y occidentales) desarrolla en Yemen.

Ello sucede mientras los ojos de la comunidad internacional miran con silencio y complicidad. No hay justificación para tal guerra más que ganar más del oro negro (petróleo) que Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos están ofreciendo a estos países. Entre ellos destacan los EE.UU. y el Reino Unido, que están a la vanguardia de la participación activa con armas y apoyo logístico para esta guerra injusta.

La ONU se retira del mantenimiento del petrolero FSO Safer

El Gobierno de Salvación Nacional en Saná ha responsabilizado a las Naciones Unidas y a los países de la Coalición de Guerra liderada por Arabia Saudita de cualquier fuga de petroleo del navío FSO Safer, y anuncia que los procedimientos para implementar el acuerdo de mantenimiento han “llegado a un callejón sin salida”. Saná anunció que estaba sorprendido de que “la ONU se haya vuelto contra la mayoría de las disposiciones del Acuerdo para acelerar la Implementación del Mantenimiento Urgente y Evaluación Integral del FSO Safer Tanker“. Expresó su pesar por la retirada de la parte de la ONU del trabajo de mantenimiento, que se firmó en noviembre pasado.

Se estima que el barco FSO Safer contiene cerca de 1 400 000 barriles valuados en cerca de 80 millones de dólares. Está amarrado en el puerto de Hodeidah y fue tomado por las fuerza militares hutíes en marzo de 2015 al tomar el control del litoral costero. El FSO Safer ha representado un tema de controversia y negociación entre los rebeldes y el gobierno de Yemén en el exilio, ya que ambos reclaman el barco y su carga. Desde 2015 su condición estructural se deterioró significativamente, generando la posibilidad de una catastrófica pérdida de petróleo. También hay riesgo de explosión, ya que al no estar en funcionamiento la turbina que normalmente inyecta gases inertes a los tanques de almacenaje, nada impide la presencia creciente de gases explosivos por evaporación del combustible. Para algunos expertos, la catástrofe ambiental en el caso de hundirse o explotar el barco sería igual o superior al desastre del Exxon Valdez.

Continúan los actos de piratería de la Coalición saudí que colapsan los servicios básicos

Los países de la Coalición de Guerra, encabezados por Estados Unidos, Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos, continúan sus actos de piratería marítima, secuestrando buques de combustible en el Mar Rojo e impidiendo que lleguen al puerto de Hodeidah. Por ello la situación del suministro de combustible en el Yemen en general y las zonas bajo el control del Gobierno de Salvación Nacional en particular sigue sufriendo una grave escasez de suministros de petróleo. En consecuencia, algunos de estos buques tuvieron que regresar a sus lugares de partida sin descargar su cargamento debido al largo período de detención, a pesar de obtener los permisos del pase de UNVIM. Esto ha provocado el aumento de los precios y el colapso de los sectores de servicios básicos.

Los buques detenidos habían completado todos los procedimientos de inspección a través del Mecanismo de Verificación e Inspección de las Naciones Unidas en Djibouti (UNVIM) y obtenido permisos de pase de la ONU, confirmando que la carga cumple con las condiciones estipuladas en el mecanismo de verificación e inspección. Esto confirma la violación por parte de los órganos de la ONU en cuestión de las disposiciones de la Convención Internacional de Derechos Humanos, las reglas del Derecho Internacional Humanitario, el Derecho de los Conflictos Armados y todas las leyes y normas aplicables. Además, siempre ignoran la esencia y los objetivos del Acuerdo Sueco, que enfatizó en su totalidad la necesidad de facilitar la llegada de materiales básicos y ayuda humanitaria al puerto de Hodeidah de una manera que satisfaga las necesidades y aspiraciones del pueblo yemení.

Avatar
En redes
Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Avatar

Francisco Vílchez

Andaluz de Granada (1980). Grado en Humanidades en la UGR. Pluriempleado en el sector servicios y aficionado a hablar de lo que la prensa no dice ni pío.

También te podría gustar...

1 respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *