Una estudiante francesa de origen marroquí utilizada por el gobierno de Macron para iniciar una campaña xenófoba antimusulmana

musulamana

La revista satírica francesa Charlie Hebdo ha publicado una caricatura satírica en la que aparece reflejada la joven francesa de origen marroquí Mariam Bujiittu (foto adjunta), presidenta de la Unión Nacional de Estudiantes de la Universidad de la Sorbona. Algunos sectores consideran esto un trato degradante que supone un feroz ataque contra esta joven en los círculos políticos y de medios de comunicación (ver la portada de la revista al final del texto).

Algunos comentaristas opinan que esta revista participa en una campaña de odio contra Mariam y que esto va en consonancia con los antecedentes de este semanario satírico en cuando a sus insultos al Islam y al profeta Muhammad. Otras personas recuerdan la simpatía y empatía que esta revista suscitó cuando su sede editorial fue atacada por terroristas takfiríes en Enero de 2015.

La polémica ha estallado después de que el ministro del Interior francés, Gérard Collomb, se sorprendiera por la aparición en una entrevista en la televisión francesa de esta joven vistiendo hijab. El ministro dijo que la joven es “diferente” de la sociedad francesa, que es una “marca de identidad” ajena a la sociedad francesa e incluso una señal de “proselitismo”, expuso Collomb, así como  y que parece que está claro que existe una intención de la juventud musulmana por librar una batalla cultural.

Cuando este viernes le preguntaron en la cadena BFMTV si el islam quiere converger con la cultura francesa, el ministro dejó entrever sus dudas. “Hay gente que se siente atraída por la ideología del Estado Islámico y un gran debate cultural para que haya un islam moderno opuesto a uno represivo”, agregó entrando en un terreno resbaladizo.

Aunque se ha mostrado más moderada, la secretaria de Estado de Igualdad, Marlène Schiappa, ha cuestionado el hecho de que un sindicato estudiantil de izquierdas, laico, progresista y feminista tenga a una portavoz que porta un velo. “¿Qué valores quiere promover? ¿Quiere defender el laicismo? ¿Quiere defender la emancipación de las mujeres o quiere defender otras cosas?”, se preguntó. “Es una forma de promoción del islam político”, señaló Shiappa en la emisora France Info.

La aludida alega que su velo no tiene función política alguna y considera «patético» que el ministro del Interior haya hecho unas declaraciones “tan violentas”. “Es mi fe. Es verdad que es visible, pero no por ello es proselitismo. Tengo que justificar una decisión que no debería justificar”, indicó Pougetoux en una entrevista con la web BuzzFeed. La estudiante sostuvo que habría que “desmitificar” el asunto. Desde el sindicato, apoyan a su portavoz.

Mariam Pujiitu, que tiene 19 años, es presidenta de este sindicato de estudiantes de la Universidad de la Sorbona en París. Y ya había aparecido portando su hijab en un documental que trataba las protestas estudiantiles contra las reformas educativas propuestas por el presidente francés Emmanuel Macron.

charli

(Fuentes: Monitor de Oriente / El Periódico)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *