Teresa Rodríguez gana con un 75% en las primarias de Podemos y arrincona a los pablistas. Cañamero fracasa en Sevilla

La secretaria general de Podemos Andalucía, Teresa Rodríguez, ha ganado con contundencia las primarias internas en su partido para ser la próxima candidata a la Junta de Andalucía. Rodríguez se enfrentó a Isabel Franco, candidata impulsada por la cúpula estatal de Pablo Iglesias y arropada por el secretario de Organización, Pablo Echenique. Logra un 75% de los votos de entre más de los 11.000 inscritos que han participado en el proceso. Franco sacó un 22% y la candidata Leticia García, un 3%.

La dirigente andaluza ha doblado el pulso a su rival pablista dejando claro que tiene el control del partido en la comunidad andaluza y ganando armas para conseguir que Podemos dé mayoría de edad y mayor autonomía política al partido en Andalucía, como llevan casi dos años solicitando a Madrid.

Esa es la auténtica guerra que hay tras esta batalla. Iglesias, además, aboga por un modelo de partido que facilite gobiernos con el PSOE y Rodríguez se levanta en armas contra el susanismo y el “régimen socialista” en Andalucía. No habrá bajo ningún caso, ha advertido, Gobierno con Susana Díaz cuando su líder nacional sí acaricia entrar en un Ejecutivo con Pedro Sánchez.

Por provincias, en Almería, Teresa Rodríguez ha obtenido un 69%; un 86% en Cádiz; un 78% en Córdoba; un 73% en Huelva; un 65% en Granada; un 63% en Jaén; 75% en Málaga; y un 75% en Sevilla. Así, todos los candidatos del Equipo de Teresa Rodríguez irán en puestos de salida en las listas electorales al Parlamento de Andalucía.

En Sevilla, donde se presentaban dos listas con integrantes del Sindicato Andaluz de Trabajadores (Mari Garcia y Diego Cañamero). Mari Carmen García ha conseguido el primer puesto con 1861 votos mientras que Diego Cañamero se ha tenido que conformar con el sexto puesto (el segundo de la lista presentada por Isabel Franco) con 481 votos emitidos.

Las primarias han sido muy duras y las rivales han cruzado algunas palabras más altas que otras, con el amplificador de las redes y hasta un amago de plantón al debate de Isabel Franco después de que Rodríguez acusara a la dirección estatal de clasificar a la gente “como los nazis”. Ella después pidió perdón y aseguró que no se refería a la cúpula del partido. La pelea ha sido áspera y ahora tendrán que cerrar filas y curar heridas ante una convocatoria electoral que posiblemente se adelantará al otoño.También la líder andaluza ha tenido duros enfrentamientos con Echenique, incluso desvelándose una conversación privada que ella colgó en redes “por error” y donde le acusaba de tratar de colocar papeles falsos en su contra.

Fuentes: www.lavozdelsur.es / www.elconfidencial.com

Encuéntrame

Carlos Ríos

Vine al mundo en Granada en 1977. Soy licenciado en Geografía y trabajador en el sector de la enseñanza. Escribí "La identidad andaluza en el Flamenco" (Atrapasueños, 2009) y "La memoria desmontable, tres olvidados de la cultura andaluza" (El Bandolero, 2011) a dos manos. He hecho aportaciones a las obras colectivas "Desde Andalucía a América: 525 años de conquista y explotación de los pueblos" (Hojas Monfíes, 2017) y "Blas Infante: revolucionario andaluz" (Hojas Monfíes, 2019).
Encuéntrame
Comparte este contenido en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Carlos Ríos

Vine al mundo en Granada en 1977. Soy licenciado en Geografía y trabajador en el sector de la enseñanza. Escribí "La identidad andaluza en el Flamenco" (Atrapasueños, 2009) y "La memoria desmontable, tres olvidados de la cultura andaluza" (El Bandolero, 2011) a dos manos. He hecho aportaciones a las obras colectivas "Desde Andalucía a América: 525 años de conquista y explotación de los pueblos" (Hojas Monfíes, 2017) y "Blas Infante: revolucionario andaluz" (Hojas Monfíes, 2019).

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *