Ocupación por nativos siux de Wounded Knee

Cuando:
27 febrero, 2020 todo el día
2020-02-27T00:00:00+01:00
2020-02-28T00:00:00+01:00

Original caption: 3/19/1973-Wounded Knee, South Dakota- Armed Indians sit back to back supporting one another and keeping eye on all directions as members and supporters of the American Indian Movement (AIM) continue to hold this small village here. These armed militants are at a roadblock leading into Wounded Knee. March 19, 1973 Wounded Knee, South Dakota, USA

El 27 de febrero de 1973, cientos de indígenas siux lakota se reunieron y ocuparon en el pueblo de Wounded Knee en la reserva Pine Ridge del estado de Dakota del Sur (EEUU) para hacer una declaración contra los asesinos ataques de la policía y los agentes federales, y exigir que el gobierno respetara los tratados que daban a los indios norteamericanos tierras y autonomía.

Lo hicieron en dicho lugar en recuerdo de la última matanza de indígenas a manos del ejército estadounidenses. El 29 de diciembre de 1890, en un pueblo llamado Wounded Knee, el ejército masacró sin piedad a 300 lakota, que huían en medio del frío invernal. Ese mismo año, acorraló a los últimos grupos de lakota en campos de concentración conocidos como “reservas”.

En los años 70, ya solo la mitad de la tierra de la reserva pertenecía a los indígenas, y el gobierno federal preparaba un nuevo robo.

La acción fue impulsada por el Movimiento Indígena Americano (AIM). Inspirados por el Partido Pantera Negra, indígenas de los ghettos urbanos echaron raíces en las comunidades indígenas y formaron comités de seguridad para defenderse del maltrato racista de la policía y los tribunales. Su meta era unir a los indígenas de todos los pueblos en un solo movimiento.

El gobierno respondió a sus demandads enviando a policías, alguaciles federales y agentes del BIA y el FBI con transportes blindados, que rodearon Wounded Knee y pusieron barricadas en la carretera. Nadie podía entrar y arrestaban a todos los que salían.

Los lakota excavaron sus propias trincheras y pusieron barricadas. Formaron un escuadrón de seguridad dirigido por un veterano de Vietnam. Se comunicaban con radios de banda corta entre trincheras, con su cuartel general y con los que patrullaban a pie. Se armaron con pistolas calibre .22, escopetas, varios rifles de caza y un AK-47 que un veterano se había traído de Vietnam, y declararon la independencia.

Tras 70 días de resistencia se vieron obligados a rendirse. Su acción sirvió para dar a conocer la causa india internacionalmente, así como para concienciar a las distintas naciones indias y reactivar la luchar de los indígenas por sus derechos.

Comparte este contenido en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

También te podría gustar...