El gobierno del Estado de Marruecos reprime y persigue a los estudiantes en lucha

El movimiento estudiantil de Marruecos, conformado por 800.000 estudiantes de universidades e instituciones académicas, de los cuales el 48% son mujeres, está llevando adelante una dura lucha contra las políticas neoliberales, de austeridad y represión y contra la imposición de tasas de inscripción que impiden el acceso de miles de hijos de trabajadores y de campesinos a las universidades.

Mientras tanto, el Estado marroquí continúa con su política de represión; como resultado de la misma, decenas de compañeros estudiantes han sido detenidos en las movilizaciones y otros se encuentran en prisión. Además, se prohíbe a los estudiantes ejercer su derecho a realizar actividades sindicales, culturales y creativos en el marco de su organización sindical en la Unión Nacional de Estudiantes Marroquíes (sindicato de estudiantes fundado el 26 de diciembre de 1956), ya que el sindicato se encuentra proscripto por el Estado desde julio de 1981.

Como parte de su plan de prohibir y restringir las libertades sindicales y el derecho a la organización en las universidades marroquíes, el gobierno de Marruecos está próximo a confiscar el local central del Sindicato Nacional de Estudiantes de Marruecos mencionado anteriormente, que será entregado al Ministerio de Juventud y Deportes. Esta política del gobierno ha sido el disparador de un abrumador sentimiento de indignación entre los estudiantes de varias universidades marroquíes quienes han denunciado esta injusta decisión que tiene como objetivo restringir el derecho a la organización sindical libre e independiente.

En respuesta a esta política anti-estudiantil, y ante la celebración del 60 aniversario del Sindicato Nacional Marroquí de Estudiantes, un conjunto representativo de activistas políticos – que incluye al movimiento estudiantil de Marruecos y a antiguos militantes afiliados al Sindicato Nacional – tiene la intención de organizar una marcha masiva el 25 de diciembre del 2016 en Rabat para protestar contra la decisión del estado de Marruecos de confiscar el local central del sindicato y por el derecho a la educación pública libre, democrática, laica y accesible, y para condenar la represión del derecho a la organización sindical en la universidad y para demandar la libertad de los estudiantes presos.

Los estudiantes del Estado marroquí han lanzado un llamado internacional de solidaridad con su lucha contra la represión del gobierno y el intento de confiscar el local central del Sindicato Nacional de Estudiantes, que incluye los siguientes puntos.

  1. Condenar la intención del gobierno de Marruecos de confiscar el local central del Sindicato Nacional Marroquí de Estudiantes y entregarlo a una de sus dependencias gubernamentales.
  2. Expresar su apoyo a la marcha nacional que se realizará el 25 de diciembre del 2016 con motivo del 60 aniversario del Sindicato Nacional Marroquí de Estudiantes.
  3. Solidarizarse mediante comunicados con la lucha que los estudiantes de Marruecos vienen llevando contra las políticas neoliberales de austeridad y represión que tienen como objetivo la privatización de la educación.
  4. Exigir al Estado de Marruecos, representado por el Ministerio del Interior y las fuerzas de seguridad, que levante la intervención e injerencia que impide que los estudiantes se organicen sindicalmente y desarrollen sus actividades políticas y congresos estudiantiles en el marco del Sindicato Nacional Marroquí de Estudiantes.

(Fuente: La Izquierda diario)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *