Jerez: Trabajadores lanzan huevos contra el gobierno local y PSOE e IU lo califican de “terrorismo”

Con una lluvia de huevos e insultos reciben un centenar de miembros de los sindicatos mayoritarios del Ayuntamiento a representantes del gobierno local (del PSOE, con apoyo externo de IU y Podemos) que asisten a la inauguración de los bustos de William Shakespeare y Miguel de Cervantes que desde este sábado presiden la plaza del Mercado, en pleno barrio de San Mateo. Las protestas, esta vez, pasan de los gritos y los pitos al lanzamiento de objetos.

Uno de los huevos lanzados por los manifestantes, entre los que se encontraban miembros de SIP y CGT, impactó en la cabeza del teniente de alcaldesa de Dinamización Cultural, Francisco Camas, y otro en la espalda del ministro consejero de la embajada británica, Tim Hemmings. Hasta una botella de agua medio llena estuvo a punto de impactar contra el autor de los bustos, el escultor José Ignacio Sánchez Caparrini, durante el acto de inauguración de la escultura.

La alcaldesa y el teniente de alcaldesa Francisco Camas, tras la presentación del acto dentro de la Sala Julián Cuadra del Museo Arqueológico, deciden no salir y estar presentes mientras se destapan las obras donadas por la Escuela de Arte de Jerez. “Iremos a denunciar”, anuncia Mamen Sánchez, que asegura que tras los incidentes durante la entrada al acto mandó mensajes al subdelegado del Gobierno en Cádiz, Javier de Torre, para informarle de lo sucedido. “Debería poner ciertos requisitos de distancia”, señala la regidora, que dice ante los periodistas que De Torre “ha leído los mensajes pero no ha contestado”.

“Ha habido incidentes en dos actos donde no tenían permiso para manifestarse —en referencia a dos asambleas ciudadanas celebradas por el gobierno local— y donde no se han identificado a pesar de que lo habíamos pedido”, asegura Sánchez, que añade: “Esto ya sobrepasa los límites, iremos en breve a la comisaria nacional y a denunciar a los juzgados; el ministro de Justicia España debería estar enterado de lo que aquí se hace”.

La alcaldesa anuncia que están preparando una batería de propuestas para llevarlas a través del grupo socialista al Congreso y al Senado, y señala: “Si la Policía Nacional no actúa —tras las denuncias interpuestas—, tendremos que ir al juzgado de guardia para que se haga cargo, porque se sospecha mucho que hay paralizaciones de algunos expedientes”.

La salida de la alcaldesa Mamen Sánchez y del teniente de alcaldesa Francisco Camas del Museo Arqueológico se realiza con varios agentes de Policía Nacional custodiándolos, mientras los manifestantes profieren gritos —“Mamen dimisión”; vete ya”— e insultos, incluso a compañeros de la prensa.  “Estaría con ellos si lucharan por derechos laborales, pero solo luchan por no trabajar las horas que dice la ley”, llega a decir la regidora durante el acto, que termina con abucheos y con pintadas en calles aledañas a la plaza del Mercado, donde se puede leer lemas como “PSOE=ruina” o “Mamen dimite” entre esvásticas, por la actitud dictatorial que, según los sindicatos, tiene el gobierno local con ellos.

La protesta se realiza poco antes de que entren en vigor —está previsto que sea el 1 de noviembre— los nuevos cuadros horarios de la plantilla municipal, adaptados a las 37,5 horas semanales que marca la ley —que hace que muchos empleados del Ayuntamiento tengan menos compras de libranza y menos horas extra, por lo que su sueldo puede verse reducido—, algo que vino acompañado de la reducción del complemento de productividad.

La alcaldesa los compara con “terroristas vascos”. El portavoz de IU lo denomina “terrorismo callejero”

Los incidentes protagonizados por manifestantes de los sindicatos mayoritarios del Ayuntamiento —sobre todo de SIP y CGT— durante el acto de inauguración de los bustos de Cervantes y Shakespeare en la plaza del Mercado, donde miembros del gobierno local y de la embajada británica fueron alcanzados por huevos, están siendo censurados por los partidos políticos. Por el momento solo el PSOE y Ganemos, además del gobierno local a través de un comunicado, han mostrado su repulsa ante unos hechos que la alcaldesa llega a comparar con los de la kale borroka.

“Hace algunos años y por motivo de trabajo fui dos días con compañeras y compañeros diputados jóvenes a Donosti. Por la noche quedamos con compañeros jóvenes del ayuntamiento para salir por las calles de centro. Estando en una taberna, presenciamos a la kale borroka en acción. No ha sido muy diferente a lo que hoy hemos vivido en Jerez, por parte de miembros sindicales que trabajan al servicio de los jerezanos”, asegura Mamen Sánchez en su cuenta de Facebook, donde critica la “emboscada” vivida junto al teniente de alcaldesa Francisco Camas en la calle Justicia. Allí fueron sorprendidos por unos “energúmenos encapuchados”, relata la alcaldesa, “muy similares a los del terrorismo vasco”.

“Algunos de esos encapuchados cobardes pueden ser personas que tienen que estar al servicio de los jerezanos, cumpliendo el horario laboral, cumpliendo con su trabajo y no ejerciendo la violencia por trabajar menos y ganar más”, añade la regidora jerezana, que añade: “Es verdad que son una minoría de empleados municipales, pero al final manchan el nombre de todos. No se conforman con que algún juez haya visto indicio del delito de atentado en otra actuación, por eso ahora se tapan la cara. Cobardes”.

El gobierno local condena los hechos y “lamenta las molestias o perjuicios que en la mañana de hoy hayan podido sufrir los jerezanos y visitantes” al acto de homenaje a Shakespeare y Cervantes. El ejecutivo socialista, señala en un comunicado, “trasladará al Subdelegado del Gobierno de la provincia de Cádiz cumplida y completa información de lo sucedido en Jerez, a fin de que desde la Subdelegación de Gobierno se tomen las medidas necesarias para proteger la integridad de los ciudadanos de Jerez y de sus representantes públicos”.

El PSOE de Jerez asegura que estos actos “no sólo deslegitima a quien los comete sino también a quienes los amparan”, y que podrían incurrir en la comisión de delitos tipificados como tales en el Código Penal vigente. “Sólo desde la sana expresión de las discrepancias y del diálogo ejercido desde el respeto a las personas se pueden legitimar las acciones de protesta, sea cual sea su objeto o causa, con los límites que representa el derecho de manifestación y la libertad de expresión que reconoce nuestra Constitución”, apuntan desde las filas socialistas.

El Partido Socialista, así, señala que “toda vez que  se están superando todas las líneas rojas imaginables posibles, las protestas de ciertos sectores deben hallar otras vías pacíficas y legales para llevar a cabo sus reivindicaciones”. Ganemos Jerez es, hasta el momento, el único grupo de la oposición que se ha manifestado al respecto. “No existe justificación alguna para llevar a cabo conductas coercitivas y violentas como las que tristemente nos estamos acostumbrando a ver en esta ciudad y que deben cesar de inmediato”, señalan. Y añaden: “Ganemos Jerez sigue apostando, y lo hará las veces que haga falta, por la vía democrática, por las negociaciones y por el diálogo para llegar a acuerdos en la política municipal”.

El portavoz municipal de IU, Raúl Ruiz-Berdejo, también expresa en redes sociales su indignación: “En Jerez estamos viendo determinadas actitudes, como las que se hicieron visibles en la plaza del Mercado, que más que con el sindicalismo y la lucha obrera, tienen que ver con el terrorismo callejero. Y no ayudan nada a legitimar las reivindicaciones tras las que aseguran ampararse. Sin entrar en dichas reivindicaciones, ni en el legítimo derecho a defenderlas, no es ese el camino”.

(Fuente: La Voz del Sur)

jerez-1

jerez-2

jerez-3

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *