El negocio de la Iglesia con la Mezquita de Córdoba

El Cabildo Catedralicio de Córdoba ha presentado a comienzos de 2016 la cifra de visitantes que tuvo la Mezquita-Catedral a lo largo de 2015, una cifra que ha batido su récord y ha llegado a 1.676.000 personas, por encima de las 1.565.000 del año 2014. Sin embargo, el número de turistas recibidos en el principal monumento cordobés no aparece traducido económicamente en ningún registro; esto es, no se dan a conocer exactamente los ingresos que percibe la Iglesia por la entrada de visitantes a la Mezquita-Catedral.

La Diócesis de Córdoba publica desde hace unos años en su revista ‘Iglesia en Córdoba’ un documento donde describe sus ingresos y gastos de cada ejercicio, documento en el que, sin embargo, no aparece apartado alguno para los ingresos del Cabildo Catedralicio que dirige la Mezquita-Catedral. En el documento de veinte páginas sobre el ‘Estado de ingresos y gastos de la Diócesis de Córdoba’ del año 2014 –el último publicado y al que ha tenido acceso eldiario.es/andalucia-, se señala que “las cuentas que adjuntamos engloban los ingresos y gastos de las instituciones más importantes de la Iglesia en Córdoba”, un listado que comienza con el Obispado, sigue con las parroquias y detalla otra veintena de organismos, pero no menciona al Cabildo. En ese año, la Diócesis de Córdoba declara que tuvo un total de 30,8 millones de euros de ingresos y unos gastos de 31,1 millones, aparte de las cuentas propias del resto de organismos.

En el apartado de dicho documento dedicado al “estado de gastos e ingresos consolidados de la Diócesis de Córdoba”, se detallan recursos ingresados por la aportación de los fieles, la asignación tributaria, los ingresos patrimoniales inmobiliarios y financieros, sin que aparezca el Cabildo Catedralicio. Un apartado final titulado “Otros ingresos corrientes” que supone 13,2 millones de euros no aclara si ahí se incluiría el dinero percibido por los turistas que visitan la Mezquita-Catedral. Consultadas fuentes del Cabildo por este medio acerca de este asunto, confirman que el dato de los ingresos que reciben por la entrada de turistas a la Mezquita-Catedral no se hace público: “Nosotros no lo tenemos publicado”, se limitan a decir.

No obstante, la cifra de visitantes recibidos y el precio de las entradas pueden dar un cálculo aproximado del dinero que ingresa la Iglesia por los visitantes de la Mezquita-Catedral. Según los datos ofrecidos por el propio Cabildo, en 2015 se registraron 1.676.000 visitantes que, salvo el caso de cordobeses y niños menores de diez años, debieron abonar una entrada de 8 euros. A ello se suman los 2 euros que pagaron las 55.224 personas que, aparte de la visita al templo, subieron a la Torre-Campanario. Y a ese montante se unen los 18 euros que abonaron cada uno de las 28.000 personas que eligieron la visita nocturna a la Mezquita-Catedral -9 euros para jubilados, discapacitados y estudiantes-. Con los datos en la mano, los ingresos por turismo del Cabildo se estiman en un montante que, dada la falta del dato oficial concreto, podría oscilar entre los 11 y los 13 millones de euros al año.

La Ley no recoge que la Iglesia tenga que detallar sus gastos

Esa falta del dato oficial concreto de los ingresos recibidos por el Cabildo es posible gracias a que la Iglesia “no tiene norma que la obligue” a detallar sus ingresos y gastos, según explican las fuentes jurídicas consultadas. Inscrita en el Registro de Entidades Religiosas, la Iglesia no está obligada a depositar una copia de sus cuentas en dicho registro: “La ley no recoge que las entidades eclesiásticas deban hacerlo”.

A ello se une la especial situación de la Iglesia bajo el acuerdo del Estado con la Santa Sede sobre Asuntos Económicos de 1979, el cual le permite al Cabildo no estar obligado a declarar legalmente esos ingresos ni a tributar por ellos, además de estar exento del pago de impuestos como el IVA de las entradas de turistas a un lugar del patrimonio histórico. Las fuentes jurídicas consultadas señalan que “la explotación económica de la Mezquita-Catedral por la Iglesia Católica constituiría una actividad empresarial sujeta a los principales impuestos del tráfico mercantil, el IVA y el Impuesto de Sociedades. No obstante no tributa por ellos por gozar de sendas exenciones”.

En las cuentas de la Diócesis de Córdoba tampoco aparece ningún gasto específico del Cabildo ni de la Mezquita-Catedral. Tan sólo, en el documento económico del año 2014 se señala un apartado de gastos para “conservación de edificios”, donde aparece en concepto de “reparación y conservación (edificios, templos, casa rectorales)” un montante de 3 millones de euros y otros 1,2 millones en concepto de suministros, pero en relación a todos sus edificios, no específicamente al monumento cordobés.

No obstante, el Cabildo sí quiso publicitar la inversión que realiza en la conservación y mantenimiento de la Mezquita-Catedral en un folleto publicado en 2014 –al que ha tenido acceso eldiario.es/andalucia- donde defendía su gestión al frente del monumento. En dicho folleto, el Cabildo indicaba que ” todos los ingresos que se obtienen de la Catedral se destinan a la conservación del templo, que está en constante revisión y supervisión (…). Sólo en los últimos ocho años el Cabildo ha destinado más de 20 millones de euros a obras de mantenimiento del templo”, indica, sin precisar a cuánto ascendieron los ingresos en ese mismo período.

(Fuente: el diario.es / Autora: Carmen Reina)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *