Nación Andaluza ante el 143º aniversario de la declaración de independencia del Estado andaluz

El 21 de Julio de 1873, hace ya 143 años, los Federales andaluces se reunían en Despeñaperros, lugar histórico y significativo por ser Sierra Morena frontera natural entre Andalucía y Castilla, y arropados por un ejército compuesto por voluntarios de los cantones andaluces, proclaman la INDEPENDENCIA del Estado andaluz, en el conocido como “MANIFIESTO DE LOS FEDERALES ANDALUCES”, en el cual no reconocen más autoridad que la emanada de los cantones:

En Despeñaperros, histórico e inexpugnable baluarte de la libertad, se enarboló ayer, por las fuerzas federales que mandan los que suscriben, la bandera de independencia del Estado Andaluz”.

Para NACIÓN ANDALUZA, los Federales andaluces nos marcan el camino a seguir y el modelo político de la futura Andalucía Independiente. Una Democracia directa, basada en la organización cantonal de las comarcas andaluzas y federadas entre sí a través de una Asamblea Nacional donde los representantes cantonales implementan las políticas de solidaridad y defensa mutua entre los cantones, en la búsqueda de la liberación nacional y la emancipación social.

Los Federales construyen un proceso de liberación nacional y social a partir de las fuerzas políticas y sociales andaluzas, en un marco político exclusivamente andaluz, donde el pueblo andaluz se constituye en sujeto activo de su liberación, sin esperar a que ningún poder ajeno y externo le conceda el derecho derivado de su historia y de la decisión de los andaluces.

El proceso de liberación nacional se lleva a cabo contra el gobierno de España, en este caso, el de la I República española, cuyo Presidente, Nicolás Salmerón acaba con el proceso independentista andaluz enviando al ejército de España con los Generales Pavía y Martínez Campos encabezando la represión y la venganza política.

La dura represión sobre los sublevados andaluces se explica por el miedo a que una Andalucía Libre ejecutara el fin del Estado español. Así lo manifestaba el General Pavía:

La anarquía y el cantonalismo en Andalucía tenía que decidir la suerte de España. Si aquel era vencedor, todo el país se haría cantonal; pero si era vencido, el cantonalismo desaparecería y la faz de España cambiaría, porque la disciplina resucitaría, el principio de autoridad adquiriría vigor y prestigio, y el Gobierno cobraría fuerza moral y material”.

El 21 de Julio no solamente celebramos la declaración de Independencia de Andalucía; también una lección histórica que nos lleva a reafirmarnos en la necesidad de organizaciones de estricta obediencia andaluza y de procesos de liberación nacional en un marco estrictamente andaluz. El Estado español no teme a organizaciones ni a procesos encuadrados en marcos estatales de actuación y supeditados a formaciones de ámbito estatal que van a actuar como freno a cualquier proceso de independencia nacional y social. Como bien sabía el General Pavia, la “Unidad de España”, principal preocupación de la élite capitalista, por ser esta la estructura donde los intereses del capital están a salvo de las reivindicaciones sociales, solo se puede ver amenazada desde los procesos de emancipación nacional y social de los pueblos y las clases oprimidas.

La lucha por la Liberación Nacional, ha sido una constante en el pueblo andaluz a pesar de los intentos por borrarnos la memoria. Los Federales andaluces marcaron el camino que más tarde se vería reflejado en la Constitución Andaluza de Antequera, en el movimiento liderado por Blas Infante y en la Izquierda Independentista andaluza que en continuidad de aquella luchas viene reivindicando INDEPENDENCIA Y SOCIALISMO.

¡Viva el 21 de julio!

¡Viva Andalucía independiente y socialista!

Comisión Permanente de Nación Andaluza.

Andalucía, a 17 de julio de 2016.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *