Cádiz: Los trabajadores de Acerinox en Los Barrios, amenazados por un ERE empresarial, inician un calendario de movilizaciones

Ya no hay marcha atrás. Era un secreto a voces desde hace semanas, pero este viernes ya es oficial el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que realizará Acerinox en su planta de Los Barrios (Cádiz) y que afectará a 300 trabajadores, lo que supone un duro golpe para una zona muy castigada por el desempleo. Oficialmente está basado en «causas técnicas, organizativas y de producción».

La propia empresa lo justifica diciendo que da este paso «para adecuar su estructura de personal y homologarla a los estándares de otras fábricas similares del grupo en el mundo. La propuesta se enmarca dentro de un plan de optimización de los procesos de producción, que abarca la digitalización de los procesos de programación y control, la racionalización de aprovisionamiento y logística, la búsqueda de la eficiencia energética y sinergias en los procesos de fabricación y distribución, todo ello con el fin de mejorar la capacidad competitiva de la factoría, mermada por los costes energéticos y la fuerte competencia asiática».

Según la propia empresa, la propuesta contemplará un ajuste de plantilla de hasta 300 personas que se llevará a cabo «a través del procedimiento de despido colectivo legalmente establecido por lo que se va a iniciar el proceso de negociación con la representación legal de los trabajadores en el interés de alcanzar un acuerdo que permita lograr los objetivos del modo menos traumático posible».

El comité de empresa de la plantilla gaditana ha rechazado los argumentos de la empresa y ha convocado un calendario de movilizaciones que irá desde el 23 al 27 de septiembre, entre las 7:00 y las 9:00 horas, a las puertas de la factoría, así como de una manifestación que saldrá el 30 de septiembre desde la estación de tren de Algeciras hasta la Plaza Alta.

Bajas voluntarias y nuevo convenio

En la reunión mantenida esta semana entre el comité de empresa y la dirección de la planta se trasladó a los trabajadores que ahora se abre un periodo de adscripción voluntaria para aquellos que quieran acceder a las bajas incentivadas o jubilación anticipada. Una vez concluido el periodo destinado a tal fin la empresa valorará el punto de ejecución que ha logrado con la adscripción voluntaria y seguidamente ejecutará el resto con arreglo a la legislación.

Paralelamente, las dos partes negociarán un nuevo convenio en sesiones separadas. La empresa exige un acta donde el pleno del comité acepte ese formato de negociación y si no hay consenso ejecutaría primero el ERE y después de terminar el procedimiento continuaría con el convenio.

Los trabajadores saben desde hace semanas que el ERE estaba al caer, pero siguen sin comprender los motivos de la empresa. «No entendemos por qué una empresa con beneficios activa ahora un ERE. 300 familias son muchas y encima lo han hecho cuando está el convenio en la misma época y todo se complica. Nosotros habíamos pedido una subida salarial y algunas cuestiones sociales, no mucho más. Parece una estrategia de la empresa», explica Antonio, que lleva 18 años en la empresa.

Ahora las miradas se centran en los trabajadores mayores de 58 años. El comité tendrá que pelear para que salgan en las mejores condiciones, pero no se esperan muchas bajas voluntarias. «El que tenga la edad de prejubilación se lo puede plantear, pero no sin saber bien las condiciones. La cosa está muy mal de trabajo en nuestra zona y nadie se va a querer ir», señala Fernando, un trabajador de 46 años.

La postura de la Junta

La consejera de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo, Rocío Blanco, ha considerado este viernes que el ajuste de plantilla de hasta 300 empleados que Acerinox planteará al comité de empresa de la factoría del Campo de Gibraltar «no es una buena noticia», y ha señalado que espera que «no afecte en demasía a la situación del resto de sectores que están dependiendo» de la citada empresa en dicha comarca gaditana.

«Aunque es un expediente con acuerdo, no son buenas noticias», según ha reconocido Rocío Blanco, quien ha recordado además que, en el Campo de Gibraltar, «la tasa de desempleo es mucho más alta que en el resto de Andalucía, de casi un 25%», a lo que hay que unir «el ‘Brexit’ que se espera, que todo apunta a que va a ser duro».

(Fuente: el diario.es / Autor: Francisco J. Jiménez)

Noticia relacionada:

 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *