El Ayuntamiento de Málaga (PP – Cs) regalarán más terrenos a la «homófoba, misógina y reaccionaria» Universidad Católica de Murcia

La finalización del mandato municipal anterior y el rechazo de la oposición -incluido Ciudadanos- truncó el anhelado y reiterado deseo en el tiempo del alcalde popular de la ciudad, Francisco de la Torre, de implantar una universidad privada en Málaga.

Es difícil entender en la capital costasoleña el capricho de su alcalde por ubicar un centro universitario privado cuando la UMA (Universidad de Málaga) está considerada como una entidad educativa de muy alto nivel con numerosas facultades y disciplinas. Pero si es complejo explicarse esa obsesión del equipo de Gobierno del PP por hacer competencia a la universidad pública, más difícil racionalizarlo es que para ello el Ayuntamiento tenga la intención de “regalar” 40.000 metros cuadrados de terrenos públicos a una universidad como es la Católica de Murcia (UCAM), calificada por la oposición como poseedora de un ideario “homófobo, racista, machista y reaccionario”.

La reserva de suelo de 40.000 metros cuadrados que el alcalde intentó aprobar en el mandato anterior pero que no salió adelante por el rechazo de la oposición de izquierdas más el voto de Ciudadanos, va a ser retomada de nuevo por el regidor popular aunque esta vez contará con el respaldo de sus nuevos socios de gobierno, Ciudadanos. Esto significará que los de Rivera votarán -en una clara muestra de filibusterismo político y engaño electoral- en contra de lo acordado por ellos en los últimos meses del mandato anterior. Cabe recordar que Francisco de la Torre firmó como alcalde un protocolo de intenciones a finales del año pasado con la universidad murciana.

Coincide este cambio de opinión de Ciudadanos con una nueva vuelta de tuerca del alcalde en pos de la instalación de la UCM con la cesión que se llevará a cabo el próximo viernes en el Consejo de la Gerencia Municipal de Urbanismo. En esta reunión el equipo de gobierno pretende que se apruebe el expediente de expropiación de una parcela de 328,99 metros cuadrados para unirlos a los 40.000 metros cuadrados reservados para la Universidad Católica de Murcia. Con esta operación el Ayuntamiento conseguiría completar los suelos en la zona de La Térmica que tiene previsto ceder. Y es que esta parcela forma parte, curiosamente, de un suelo mayor y su coste para el Ayuntamiento por enajenarlo es de 150.000. El precio para enajenar la parcela supera los 151.000 euros que tendrán que abonarlo todos los malagueños. Contradictoriamente con lo mantenido hasta ahora, Ciudadanos ya ha adelantado que lo apoyará con una excusa ridícula, débil y patética como que “está por ver que sea para la UCAM” y porque “están conformes con la llegada a Málaga de una universidad privada”.

Cabe recordar que entre los motivos que argumentó Ciudadanos para oponerse a la cesión de suelo a la UCAM se hallaba el de “su ideario y los escándalos” que había generado y pendientes de resolver en el Levante español. Con estos antecedentes el portavoz municipal de Adelante Málaga, Eduardo Zorrilla, se ha preguntado ¿Qué ha cambiado hasta ahora?” al mismo tiempo que ha anunciado su decisión de que “expliquen el cambio de opinión públicamente” y su respaldo a un centro cuyo ideario es “homófobo, racista, machista y reaccionario.

Tanto PSOE como Adelante Andalucía en el consistorio malagueño se oponen a la iniciativa del PP de apoyar la educación privada con fondos públicos así como están en contra del ideario de la UCAM. El portavoz socialista ha pedido a Ciudadanos, que “no dé bandazos” y les ha recordado que la UCAM no es una universidad sino un centro de formación y que el PSOE no permitirá “un ataque de esta forma a la Universidad de Málaga”.

FAES, los Kikos y pensamiento ultra en la UCAM

Esta universidad clasista, elitista, ultraconservadora y muy cercana a la fundación FAES está presidida por José Luis Mendoza, miembro muy activo y donante del ultracatólico e integrista Movimiento Neocatecumenal de KikoArgüello (los Kikos). No extraña la obsesión del PP de Málaga por la UCAM ya que esta ha servido de altavoz de la doctrina de los populares en temas como el 11-M, el aborto o la homosexualidad. Para ello cuenta entre sus filas con ponentes como José María Aznar, Jaime Mayor Oreja o Ángel Acebes.

Aznar, sentando cátedra en sus aulas

La UCAM invistió en 2009 como catedrático a José María Aznar y llevó a conferenciar a viejas glorias del PP como Jaime Mayor Oreja, Ángel Acebes, Eduardo Zaplana, Ramón Luis Valcárcel, Manuel Pizarro o María San Gil. Financiada por FAES, la Cátedra sirve como instrumento de difusión de las ideas del PP.

La propia Universidad ha levantado ampollas después de que una de sus profesoras de Bioética, Gloria MaríaTomás y Garrido, tachó a los homosexuales de “enfermos” y aseguró que todo lo que no es heterosexual es “perversión». Mendoza nunca ha ocultado sus opiniones integristas con fuertes diatribas en público.

En 2015 y ante el público asistente a la inauguración oficial del curso mantuvo que el “mal llamado matrimonio homosexual es una abominación a los ojos de Dios”. En otra ocasión comentó, a lo largo de su ponencia en una conferencia, que “los gays son enfermos”.

(Fuente: El Plural / Autor: Juan Luís Valenzuela)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *