Catalunya: Un centenar de trabajadores repartidores se concentran ante Glovo en Barcelona por la muerte de un compañero

Alrededor de un centenar de repartidores se han concentrado ante la sede principal de Glovo a Barcelona para protestar por la muerte de un compañero el pasado sábado por la noche con su bicicleta, en un accidente de tráfico con un camión de basura implicado.

Los concentrados por segundo día consecutivo, convocados por el colectivo “Riders por sus Derechos”, han llegado a la sede de Glovo en la barcelonesa calle Subidas hacia las 12 horas, y lo han encontrado cerrada.

La concentración ha empezado sin incidentes y hacia las 13.00 horas algunos ‘riders’ han prendido fuego a una de las mochilas de la compañía en el cruce entre las calles Subidas y Álava, por lo cual ambas calles han quedado cortados. Unos minutos más tarde, algunos de los concentrados han quemado dos neumáticos al mismo lugar mientras ocupaban la calle, y después han prendido fuego a dos mochilas más y a varias cajas.

Un grupo de manifestantes también ha echado decenas de huevos y tomates a la fachada de la sede, momento en el cual se han acercado los Mossos d’Esquadra para pacificar la situación después de una discusión.

Desde el inicio de la concentración ha habido dos dotaciones de la Brimo, que no han intervenido, y también ha llegado una dotación de los Bomberos. A las 13.30 horas y después de que los bomberos apagaran el fuego, la calle ha recuperado la circulación y la concentración se ha ido disolviendo.

Las protestas arrancaron con la quema de varias mochilas amarillas de Glovo que los mensajeros de la plataforma utilizan para las entregas de comida a domicilio. Entre consignas que denuncian el sistema de trabajo de la plataforma, que utiliza a trabajadores autónomos para realizar las entregas, se escucharon voces como “autónomos, esclavos del siglo XXI”, “los riders no votan” o “mejor hacer el top manta”.

Durante la concentración se vivieron momentos de tensión cuando uno de los manifestantes rompió el cordón policial y accedió a unas instalaciones de Glovo, a pocos metros de su sede.
Critican la falta de prevención

El portavoz de Riders por sus Derechos Dani Gutiérrez ha declarado a los periodistas que la empresa tendría que trabajar para prevenir los riesgos laborales –por ejemplo con chalecos reflectantes–, pagar las bajas y los seguros médicos: “Solo pedimos que cumplan la ley”.

Los ‘riders’ sospechan que la persona que murió el pasado sábado es un ‘rider’ que no tenía papeles, y que podía estar trabajando con una cuenta alquilada a otro trabajador. “Hacía tiempo que decíamos que pasaría. No se entiende que una empresa de miles de repartidores dedique cero euros a la prevención de riesgos laborales, cursos de formación en seguridad vial e indumentaria de seguridad”, y ha añadido que los repartidores tienen que ir al límite para ganarse la vida.

Riders por sus Derechos se está planteando emprender acciones legales contra Glovo por este accidente. Por su parte, miembros de la Asociación Autónoma de Riders han sostenido que Glovo los obliga a trabajar de una manera peligrosa porque «tienen que hacer malabares” para llegar a un objetivo o el sistema de la compañía los penaliza con menos horas.

También han criticado que los repartidores no tienen interlocutor con la compañía, a la cual se dirigen vía mail o chat: “No podemos venir a quejarnos aquí porque nos echan”.

La protesta contó con el respaldo del sindicato IAC, así como de la CGT, CNT, UGT y CCOO, que mostraron su solidaridad a través de las redes sociales.

(Fuente: Vilaweb)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *