La juventud griega culpa mayoritariamente a la UE de su mala situación económica. Sólo el 51% de la población es partidaria de la UE

Con un desempleo juvenil cercano al 40% y un salario mínimo de 650 euros, los jóvenes griegos culpan a la Unión Europea (UE) de la difícil situación económica que atraviesan, señala un informe divulgado hoy.

Según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, el 39,90% de los jóvenes activos griegos de 15 a 24 años estaban en paro en 2018.

Confrontada a las medidas de austeridad impuestas por la UE, solo el 54 por ciento de la población griega considera que el país se beneficia de su pertenencia al bloque, según un estudio del Parlamento Europeo publicado en octubre de 2018.

“Por un lado, los vínculos con la UE son objetivamente más fuertes, los intercambios y las amistades, mayores. Por otro, los jóvenes griegos viven una situación difícil que está directamente relacionada con Europa”, explicó Giannis Kouzis, decano de la Facultad de Ciencias Políticas de la Universidad Panteion de Atenas.

Esta relación ambivalente con Europa es un factor reincidente en la sociedad griega, donde solo el 54% de la población considera que Grecia salga beneficiada de su pertenencia a la Unión Europea (desde 1981), según un estudio del Parlamento Europeo publicado en octubre de 2018.

“Alrededor de 350 mil personas emigraron durante los años de la crisis, sobre todo jóvenes que se encontraban frente a un mercado de trabajo griego que no les ofrecía oportunidades adecuadas”, precisó Kouzis.

Grecia estuvo sumida durante casi una década en una recesión destinada a purgar la deuda pública y evitar una salida forzada de la eurozona. Esto todavía se percibe más entre la joven generación, muy afectada por la crisis.

Según datos de la OCDE, el 39,9% de los jóvenes activos griegos de entre 15 y 24 años estaban en el paro en 2018, mientras que la media para el conjunto de los países de la UE se situaba en 15,2%. Sin duda, una razón para que los jóvenes griegos decidan marcharse.

El sentimiento europeista el más débil de la Unión Europea, y ya es mayoritario solamente por una mínima del 51% de la población, según un informe de la Comisión Europea de junio de 2018.

El próximo 26 de mayo más de 373 millones de ciudadanos europeos están llamados a elegir a sus representantes en el Parlamento Europeo y serán, para los especialistas, los comicios más relevantes desde la creación del grupo comunitario.

Medios de prensa consideran que además de la crisis económica hay otros problemas por resolver, entre ellos, el Brexit, la inmigración, la arquitectura financiera del euro, las desigualdades al interior del bloque y el auge de grupos políticos contrarios al proyecto europeo.

(Fuente: Prensa Latina)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *