Fotos satelitales revelan existencia del primer reactor nuclear de Arabia Saudí. Su avance en el programa nuclear desata la preocupación

Unas nuevas imágenes satelitales revelan que Arabia Saudí casi ha terminado de construir su primer reactor nuclear, pese a las preocupaciones internacionales.

Según un informe publicado este miércoles por el portal estadounidense Bloomberg, escrito en base a las imágenes de Google Earth, el régimen saudí está completando la construcción de una instalación nuclear, ubicada en una esquina del complejo Ciencia y Tecnología del rey Abdulaziz en Riad, la capital de Arabia Saudí.

“Hay una probabilidad muy alta de que estas imágenes muestren la primera instalación nuclear del país [Arabia Saudí]”, ha indicado el ex director de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA) Robert Kelley a la página web norteamericana.

El informe, no obstante, ha advertido que el levantamiento de esta planta tiene lugar en momentos que el régimen de Al Saud aún no ha aceptado las normas y leyes internacionales necesarias para asegurar que su programa atómico no se utilice para construir armas nucleares.

Mientras tanto, Bloomberg ha citado al Ministerio de Energía de Arabia Saudí que dice en un comunicado que la instalación se está construyendo con el fin de “participar en actividades científicas, de investigación, educación y de capacitación estrictamente pacíficas” y que “cumple con las normas internacionales”.

La información del portal citado se produce solo un día después de que los senadores de Estados Unidos expresan su alta preocupación por cooperaciones de su país con Arabia Saudí en energía nuclear y exigen a la Casa Blanca información al respecto.

El Gobierno estadounidense, presidida por Donald Trump, ha estado negociando silenciosamente un acuerdo que podría ayudar al Gobierno saudí a construir dos reactores.

A finales de marzo, se reveló que, desde noviembre de 2017, la Administración de Trump ha aprobado las autorizaciones que permiten a ciertas empresas estadounidenses compartir información nuclear sensible con el reino árabe. Las aprobaciones permanecieron ocultas del público y del Congreso de EE.UU.

El príncipe heredero saudí, Muhamad bin Salman, en una entrevista concedida el pasado año a la cadena estadounidense CBS aseveró que el reino árabe no estaba interesado en desarrollar armas nucleares, pero que lo haría, si Irán desarrollase tal tecnología en busca de obtener una bomba atómica.

Estas alegaciones saudíes contrastan con los informes de la Agencia Internacional de Energía Atómica que en reiteradas ocasiones han confirmado el respeto de Irán a sus compromisos nucleares, mientras EE.UU., obviando estos documentos ha aplicado sanciones al país persa.

El desarrollo del programa nuclear saudí desata gran preocupación

El avance de Arabia Saudí en su plan nuclear desata gran preocupación por la desconfianza en Riad, agresor a Yemen e infractor de derechos humanos en el mundo.

En un informe publicado este domingo la cadena estadounidense de noticias CNN ha abordado el programa nuclear del reino árabe, en particular, la construcción del primer reactor atómico por el régimen saudí en Riad (la capital), que fue revelado en imágenes satelitales.

“La aceleración del programa nuclear de Arabia Saudí provoca gran preocupación en el Congreso de Estados Unidos, y también aumentará la tensión en la región”, indica el informe, que subraya la desconfianza que existe hacia las autoridades saudíes entre los senadores estadounidenses, en especial, tras el asesinato del periodista disidente Jamal Khashoggi en el consulado de Riad en Estambul (Turquía).

Existe mucha incertidumbre y temor en Estados Unidos, agrega el reporte, sobre la política de la Administración del presidente Donald Trump hacia el programa nuclear de los Al Saud, al que el mandatario estadounidense ve como un aliado cercano que favorece sus intereses económicos y políticos.

“Lo último que EE.UU. debería hacer es ayudar al desarrollo de armas nucleares para un actor malo en el escenario mundial”, ha aseverado el senador demócrata Jeff Merkley, según recoge CNN.

A pesar de las preocupaciones y mientras la monarquía árabe aún no ha aceptado las normas internacionales necesarias para asegurar que su programa atómico no se utilice en la construcción de armas nucleares, ha sido revelado que la Administración de Trump ha otorgado seis autorizaciones secretas para la venta de tecnología nuclear a Arabia Saudí.

Muchos expertos temen que esto sería el primer paso de los Al Saud para conseguir armas nucleares. Una carrera nuclear saudí suscita gran preocupación, teniendo en cuenta los crímenes cometidos por ese régimen, que lidera desde 2015 una agresión contra Yemen, la cual ha dejado miles de civiles muertos y ha provocado la peor crisis humanitaria en el país más pobre del mundo árabe.

Ante tales inquietudes, la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA) ha exigido a Arabia Saudí que aplique las salvaguardias nucleares para su programa atómico, lo que hasta el momento no ha hecho la monarquía petrolera.

EEUU estaría nuclearizando a Arabia Saudí en su propio beneficio

EE.UU. trataría de conseguir el sí de Riad para que las empresas estadounidenses construyan reactores nucleares en Arabia Saudí. Como parte del acuerdo facilitado por la Administración del presidente de EE.UU., Donald Trump, la monarquía saudí estaría autorizada a enriquecer uranio, según publicó ya en diciembre de 2017 el portal estadounidense Bloomberg, citando a tres personas familiarizadas con los planes.

El secretario estadounidense de Energía, Rick Perry, viajó entonces a Arabia Saudí con el objetivo de abordar proyectos nucleares, señalan las fuentes que hablaron en condición de anonimato.

Destacaron, asimismo, que los acuerdos pactados durante la Administración del expresidente de Estados Unidos Barack Obama (2009-2016) prohibían el enriquecimiento de uranio o su nuevo procesamiento. Esto impidió el uso de la tecnología estadounidense en los proyectos nucleares saudíes en los dos mandatos consecutivos de Obama.

Sin embargo, la nueva Administración del presidente republicano de Estados Unidos está facilitando el enriquecimiento de uranio para ayudar a las compañías estadounidenses a vender sus servicios a los árabes multimillonarios, según las fuentes.

La publicación destacaba que Riad planea construir 16 reactores nucleares dentro de los próximos 25 años y para ello ha asignado 80 mil millones de dólares. La empresa estadounidense de energía nuclear Westinghouse Electric ya ha expresado su satisfacción por haber encontrado un nuevo mercado en Arabia Saudí.

En octubre de ese año, Hashim bin Abdullah Yamani, alto responsable saudí encargado de los planes nucleares de Arabia Saudí, reveló que Riad extraerá uranio de su suelo para utilizar este material como combustible en los reactores nucleares que está construyendo.

(Fuente: Hispan TV)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *