Granada: Comunicado de la Plataforma Contra el 2 de Enero ante el aniversario de la quema de libros de la plaza Bib Rambla

La Plataforma Contra el 2 de Enero reivindica otro año más el 23 de febrero, día en el que se produjo en 1502 la quema de libros en plaza Bib Rambla. En 1499 llegaba a Granada el cardenal Cisneros (confesor de Isabel de Castilla) e iniciaba una cruenta campaña de represión y persecución de la población granadina que incluía la conversión forzosa. Talactitud (que suponía el incumplimiento de las Capitulaciones por las que se acordó la rendición del reino de Granada ante Castilla) provocó que la población granadina se levante en defensa de esta persecución lo cual Cisneros aprovechó para asaltar la Madraza (la universidad nazarí granadina) fundada por Yusuf I en 1349.

Su biblioteca fue arrasada y los miles de libros que contenía fueron llevados a la cercana plaza de Bib Rambla donde fueron quemados públicamente en una gigantesca hoguera. Esta quema de libros es considerada una de las más grandes de las acontecidas en Europa. Dicha biblioteca granadina fue el último refugio de miles de texto andalusíes. Tan solo unos 4000 ejemplares que Cisneros y los suyos consideraron de interés fueron salvados y hoy se encuentran en la biblioteca de El Escorial(Madrid).

Los libros que se quemaron en Bib Rambla no eran en su mayoría “religiosos”, sino literarios, científicos, filosóficos, históricos… Lo que constituye una evidencia más de que lo que se perseguía, tras la apariencia de la “conversión forzosa”, no eran metas religiosas sino político-sociales. Quemar las raíces del pueblo andaluz, borrarle su identidad y su memoria, para facilitar el mantenimiento de la conquista castellano-católica y la perpetuación del expolio y la explotación.

Para la Plataforma Contra el 2 de Enero esta fecha forma parte del espíritu del 2 de enero que el ayuntamiento se empeña en celebrar. Es una fecha que nos demuestra que la conquista de Andalucía no es motivo de celebración alguno, sino todo lo contrario. Que celebrar la “Toma” es celebrar el racismo de Estado, el intento de quemar nuestras raíces, el fanatismo religioso y la intolerancia cultural.

Por último, en el contexto político actual es más necesario que nunca reivindicar nuestras raíces y nuestra historia, dado que nos encontramos ante un auge del fascismo y su última materialización en las elecciones andaluzas. No retrocederemos ante su persecución e intolerancia, un pueblo que no conoce su historia será víctima de la falsificación de esta por parte de los vencedores. Frente a su tergiversación e instrumentalización, levantamos nuestras raíces de la tierra para que las granaínas recuerden de dónde vienen y, por tanto, quiénes son.

 

¡Granaína conoce tu historia!

¡No podréis quemar nuestras raíces!

¡Sí a Mariana, no a la Toma!

 

Plataforma Contra el 2 de Enero

Granada, 18 de febrero de 2018

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *