Málaga: Regalan terrenos a la reaccionaria UCAM, que dice que los gays son “enfermos” y el matrimonio homosexual “perversión”

Un nuevo intento del alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, se está produciendo para implantar una sede de la Universidad Católica de Murcia (UCAM), en la capital. Es la segunda vez que el alcalde popular da pasos hacia lo que muchos consideran un capricho de carácter ideológico rodeado de los intereses e influencias del propietario de esta ultracatólica, integrista y extremista universidad.

En la ocasión anterior que lo intentó, De la Torre vio rechazada su iniciativa por el rechazo de la Junta de Andalucía, competente en materia de implantación de nuevas universidades. Ahora el paso es más firme y seguro ya que el previsible cambio del gobierno de la Junta con una coalición de derechas (PP y Cs) podría permitirlo.

Los “kikos” aterrizan en Málaga con un alcalde “casadista”

Ahora el paso dado es más firme ya que además del futuro gobierno conservador autonómico que previsiblemente le dará autorización, el propio alcalde ha retomado la iniciativa y en una especie de oferta electoral a cinco meses de los comicios municipales se ha reunido con el polémico propietario de la UCAM, José Luis Mendoza (junto a Rouco Varela en foto adjunta), miembro activo y donante del Movimiento Neocatecumenal de Kiko Argüello, , popularmente conocido por los “Kikos” y ha firmado con él un “protocolo de intenciones” ante la sorpresa de todos

Pelotazo inmobiliario

Le ha ofrecido, sin coste alguno, nada más ni nada menos que el regalo de 38.000 metros de terrenos municipales en una zona de gran valor inmobiliario de Málaga para que allí se edifiquen sus instalaciones y se ha dado un paso más al firmar este miércoles pasado un «protocolo de intenciones entre el Ayuntamiento, la UCAM y COE. En ese documento que ha enojado a la oposición el Ayuntamiento se compromete a unir sus esfuerzos para construir e implantar “un Campus Universitario de la Universidad Católica San Antonio de Murcia, vinculado al Comité Olímpico Español”.

Este protocolo de intenciones, firmado por el alcalde, Francisco de la Torre; el presidente del Patronato de la Fundación Universitaria San Antonio, presidente también de la UCAM, José Luis Mendoza, y el presidente del COE, Alejandro Blanco, en teoría carecería de “contenido obligacional pero establece los fines que persiguen las tres entidades”.

Casi 40.000 metros gratis para 70 años

La parte que más polémica está levantando y enojado a la oposición es esta en la que se recoge el compromiso del Ayuntamiento de ceder a la UCAM tres parcelas municipales que en su totalidad suman 38.651 metros cuadrados para que el centro educativo ultra erija allí sus instalaciones. El Ayuntamiento podría ceder los suelos durante 70 años ya que se recoge que inicialmente sería por 35 años pero prorrogables a otros 35 años.

La oposición en el Ayuntamiento ha recibido con opiniones opuestas este anuncio. El protocolo podría convertirse en un convenio de facto ya que el socio externo del PP en el Ayuntamiento de Málaga, Ciudadanos, ha “bendecido” (nunca mejor dicho) esta operación.

Al día siguiente de la firma de este protocolo de intenciones y en el que se recoge textualmente que el ayuntamiento aportará los casi 40.000 metros cuadrados sin coste alguno, las reacciones de la oposición y de sectores sociales vinculados a la Universidad, han hecho que el alcalde De la Torre se ha ya desdicho de lo afirmado -y firmado- y diga que ni habrá donación, sin más, con lo que la oposición piensa que en estas declaraciones hay “gato encerrado” y que la matización “ni es creíble” ni aclara nada.

Lo cierto es que la marcha atrás del alcalde no da mucha verosimilitud de la no gratuidad de los terrenos porque de forma ambigua dice que bien podría compensarse con becas que luego dice que se buscará alguna fórmula como ventajas académicas, sin concretar cuáles.

Ciudadanos, futuro socio del PP en la Junta, se ha mostrado a favor del protocolo y de la implantación de la UCMA en Málaga mientras que el PSOE, IU y Podemos lo han rechazado fuertemente. Para los socialistas en boca de su portavoz Daniel Pérez “lo que quiere el alcalde está claro: regalarle a la Universidad Católica de Murcia casi 40.000 metros de suelo público con unos terrenos que deben ser equipamientos educativos en una zona con una gran demanda de plazas escolares y de instituto. Nos oponemos totalmente, si la UCAM quiere venir que compre el suelo”.

El “capricho” ultra del PP

También se opone frontalmente el portavoz de IU, Eduardo Zorrilla y ha hecho memoria de “las donaciones gratuitas y polémicas de suelo público a la UCAM” en otras localidades. Cree Zorrilla que esos terrenos que “son de gran valor, deben destinarse a infraestructuras y equipamiento público y no a negocios privados”.

Esta universidad clasista, elitista y ultraconservadora muy cercana a las FAES de Aznar está presidida por su propietario, José Luis Mendoza que es miembro muy activo y donante del ultracatólico e integrista Movimiento Neocatecumenal de Kiko Argüello (los Kikos),

Se trata de una universidad ultracatólica para una élite que pueda abonar 6.000 euros de matrícula en un terreno y edificio propiedad de todos los malagueños. Siendo grave ello más lo es que se trataría de una cuestión ideológica y un «capricho» del PP porque Málaga es una de las capitales españolas dotadas con mayor número de facultades universitarias y prestigiadas. ¿Para qué entonces otra universidad? Ideología.

La UCAM es ultracatólica y con importantes conexiones con el Movimiento  Neocatecumenal, los «Kikos». Las simpatías de esta universidad con este sector más ultraderechista de la iglesia es el motivo que avala la postura proclive del PP malagueño. La UCAM ha servido al PP para divulgar su doctrina en temas como el 11-M, el aborto o la homosexualidad. Cuenta con ponentes como Aznar, Mayor Oreja o Acebes.

¿Quién es José Luis Mendoza?

Dicen de él que es ambicioso, perseverante, fanático religioso, anticomunista visceral. Se trata del hombre más poderoso de Murcia con mando en plaza en el PP y en la Iglesia Católica. José Luis Mendoza está casado y tiene catorce hijos. Es miembro de los kikos desde joven y ¿cómo no!? uno de sus ídolos es Josemaria Escrivá de Balaguer, creador del Opus Dei. Dicen de la UCAM que esta universidad no podría haberse creado sin la inestimable ayuda de Rouco Varela, amigo personal de Mendoza.

En su vocabulario destacan las palabras “masón” y “comunista” para calificar a todo aquel con el que discrepe.  Del tipo de Universidad y del “tipo” que la regenta, José Luis Mendoza, da idea de que en una conferencia en diciembre de 2010, dio alas a la teoría de la conspiración derechosa sobre el 11-M al afirmar que “los españoles no podemos quedarnos con las sospechas de la participación de ETA, el Partido Socialista y los servicios secretos marroquíes”.

La ultraderecha murciana en el centro

Mendoza es uno de los hombres más poderosos de Murcia. Se sospecha que es integrante vip de la ultraderecha regional que contribuyó tantos años a sostener a Valcárcel en el Gobierno de esa comunidad autónoma. Sus afinidades aznaristas se comprueban en el hecho de que la UCAM fue la que invistió en 2009 catedrático a José María Aznar y llevó a conferenciar a viejas glorias del  PP como Jaime Mayor Oreja, Ángel Acebes, Eduardo Zaplana, Ramón Luis Valcárcel, Manuel Pizarro o María San Gil. Financiada por FAES, la cátedra es instrumento de difusión de las ideas del PP.

Durante tiempo Mendoza financió la Iglesia católica. El Papa Ratzinger se dejaba ver en fotografías con la familia Mendoza. El Papa actual, Francisco, no aprueba estas actividades como prueba que jamás Bergoglio o sus cardenales de confianza hayan pisado la UCAM y el Vaticano ya no admite sus cheques.

Desde la UCAM se calificó la homosexualidad como perversión

La propia Universidad ha levantado ampollas, además, con otro tema de sensibilidad social, cuando una de sus profesoras de Bioética, Gloria María Tomás y Garrido, tachó a los homosexuales de “enfermos” y aseguró que todo lo que no es heterosexual es “perversión. Mendoza nunca ha ocultado sus opiniones integristas con fuertes diatribas en público.

En 2015 y ante el público asistente a la inauguración oficial del curso mantuvo  que el “mal llamado matrimonio homosexual es una abominación a los ojos de Dios”. En otra ocasión comentó poco dijo en una conferencia que los gays son “enfermos”. No extraña pues que una de las razones de los socialistas malagueños para rechazar la instalación del centro sea que “no es bienvenida a Málaga por su discurso xenófobo”.

Con todos estos datos ¿extraña el empeño exacerbado con un alcalde aliado del integrista Pablo Casado como es el de Málaga quiera montar una sede de esta universidad aun a costa de regalarle millonario suelo público? “A Dios lo que es de Dios, y a la UCAM lo que es de los malagueños”, dirá Francisco de la Torre.

(Fuente: andaluces diario / Autor: Juan Luís Valenzuela)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *