Siria: firmado el decreto para la salida de militares estadounidenses. Trump la coordina con Erdogan. Acercamiento kurdo al gobierno

El Departamento de Defensa de EE.UU. (el Pentágono) ha informado este domingo de la firma del decreto para la salida de militares estadounidenses de Siria. “El decreto para Siria ha sido firmado”, ha declarado a la cadena local de televisión CNN, un vocero del Ejército de Estados Unidos, bajo condición de anonimato. Fue el saliente secretario de Defensa, James Mattis, quien firmó la orden para sacar a las tropas estadounidenses de Siria.

La orden explica cómo y cuándo tendrá lugar la salida de más de 2000 fuerzas estadounidenses desplegadas en Siria, ha agregado la citada fuente; no obstante, no ha dado más detalles al respecto. Además, la fuente anónima ha dado a conocer que el retiro, anunciado el miércoles por el presidente estadounidense, Donald Trump, podría comenzar “en las próximas semanas” y durar “varias semanas”.

La decisión de EE.UU. de replegar sus tropas de Siria provocó un gran shock entre sus aliados europeos. Francia dijo que mantendrá su presencia militar en Siria a pesar de la decisión de Washington, a la que calificó de “extremadamente dura”, ya que, según París, la lucha contra el grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) “aún no se ha terminado”.

El Gobierno sirio, presidido por Bashar al-Asad, ha denunciado, en reiteradas ocasiones, la presencia en su territorio de fuerzas occidentales, y ha aseverado que Washington ha creado un “agujero negro” con miras a frenar el avance del Ejército sirio frente a los terroristas en este país.

Conforme a varios analistas, el fin de la presencia de las tropas estadounidenses, que ofrecían diferentes tipos de apoyos a los grupos terroristas que luchan contra el Gobierno de Damasco pone de relieve el “fracaso” de Washington y constituye “una victoria” para Siria y para los países que la apoyaron en la lucha antiterrorista, como Irán y Rusia.

Coordinación entre Trump y Erdogan

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, discutió con su homólogo turco, Recep Tayyip Erdogan, sobre la retirada lenta y altamente coordinada de las fuerzas del Pentágono de Siria. «Hablamos sobre Daesh, y la retirada lenta y altamente coordinada de las tropas de EE.UU. del área. También discutimos una gran expansión del comercio mutuo», escribió el mandatario en su cuenta personal de la red social Twitter.

Por su parte, la presidencia turca dijo que Erdogan, a través de una conversación telefónica con Trump, expresó su satisfacción por los pasos dados por la Casa Blanca en la lucha contra el terrorismo en Siria, y que los dos hombres estuvieron de acuerdo en la coordinación militar y diplomática. “La coordinación entre Estados Unidos y Turquía está dirigida a no permitir ningún vacío de poder en Siria que pueda ser explotado con el retiro de Washington”, precisó la presidencia en un comunicado.

Según varias fuentes, uno de los motivos que está detrás de la decisión sobre Siria es precisamente la existencia de un entendimiento alcanzado entre Trump y el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, con respecto a la retirada estadounidense.

Mientras, el Ejército turco mandó nuevos refuerzos militares a la frontera con Siria. La agencia de noticias Anatolia informó sobre la llegada de un convoy militar que incluía transportes blindados de personal al estado turco de Kels, acompañados por equipos de policía y gendarmería. Fuentes castrenses de Ankara confirmaron que las nuevas fuerzas  se dirigen para  fortalecer las unidades militares desplegadas en la frontera con Siria.

Posible acercamiento kurdo al gobierno sirio

Según el periódico francés Le Monde, la retirada de EEUU de Siria, si llega a producirse, será beneficiosa para Ankara y Damasco y podría dar como resultado una alianza entre los kurdos y el gobierno sirio, señalan dos periodistas de Le Monde.

El especialista en diplomacia Marc Semo y el experto en Oriente Medio Allan Kaval estiman que esta retirada podría tener como consecuencia la aproximación de los kurdos a Damasco y señalan que existen dos escenarios posibles desde el punto de vista de las autoridades kurdas. “Las posiciones de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS) están rodeadas y pueden ser objeto de un doble asalto militar, por parte de los ejércitos turco y sirio. Aquellas intentan resistir a pesar de una relación de fuerza muy desfavorable”.

El segundo escenario posible es el “compromiso político con el régimen”: “se organiza un retorno negociado de los kurdos al Estado sirio. Se pueden evitar los combates a gran escala. Damasco ya ha comunicado sus condiciones, drásticas. En una posición débil, los márgenes de negociación de los líderes kurdos son singularmente estrechos”, continuó. Este escenario B, aunque “peligroso”, “es favorecido por el liderazgo kurdo”, dijo Kaval. En cuanto al presidente sirio, también será el “gran ganador” de la retirada del ejército estadounidense:

“Puede plantearse la hipótesis de que, ante el peligro de un ataque turco en el norte, las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS) predominantemente kurdas y su liderazgo político no tendrán más remedio que llegar a un acuerdo con el gobierno de Damasco, que va a recuperar los territorios cuyo control tomaron las FDS después de su campaña contra el Daesh”, dijo el especialista en Oriente Medio.

Por su parte, Semo cree que “por el momento, Erdogan muestra sus músculos y no pretende ocupar el Kurdistán sirio, debido a su debilidad militar y porque significaría una confrontación abierta con Irán y Rusia. Quiere neutralizar a través del régimen al partido kurdo PYD, directamente vinculado al PKK, el Partido de los Trabajadores del Kurdistán, que desde 1984 ha liderado la lucha armada contra Ankara”.

Manifestaciones pro sirias en el norte bajo control kurdo

Retratos del presidente sirio, Bashar al Assad, y la bandera nacional siria han sido colocados en la entrada de algunas ciudades de mayoría kurda del noreste de Siria, como Manbij y Qamishli (foto superior adjunta). En reacción a este hecho, las fuerzas de la coalición liderada por EEUU y combatientes de las Fuerzas Democráticas Sirias han sido desplegados en Manbij temiendo un levantamiento de la población de la ciudad, pese al anuncio del presidente de EEUU, Donald Trump, de una retirada de tropas norteamericanas de Siria en un breve plazo.

La población de Manbij y otras ciudades de mayoría kurda se ha manifestado exigiendo la retirada de las tropas de la coalición internacional y las FDS de la ciudad y la entrega de la misma al Ejército sirio, el único garante de la seguridad y unidad territorial del país.

Las fuerzas de la coalición y las FDS, mayoritariamente formadas por las YPG kurdas, han reprimido las manifestaciones y sentadas de la población de Manbij y obligaron por la fuerza las tiendas que estaban cerradas como protesta por su presencia. Muchos residentes fueron detenidos por las continuadas protestas.

Fuentes locales señalan que la población ha alzado la bandera nacional en los edificios oficiales y sitios altos de la ciudad. Uno de los manifestantes señaló que Manbij podría tener el mismo destino que Afrin, que se halla ocupada por tropas turcas y terroristas aliados de Ankara, en el caso de que las FDS no la entreguen al Ejército sirio, que es, a su juicio, el único capaz de proteger la ciudad frente a las ambiciones de Turquía y su presidente, Recep Tayyip Erdogan.

Organizaciones y asociaciones civiles, sociales y religiosas en la ciudad de Qamishli, 960 km al nordeste de Damasco, también convocaron a una masiva manifestación de protesta contra las amenazas de agresión del régimen turco contra el territorio sirio (foto inferior adjunta). Los miles de manifestantes que recurrieron las calles de Qamishli, llamaron a los vecinos de la provincia de Hassakeh, para unir filas detrás del ejército sirio en su lucha contra el terrorismo y las amenazas extranjeras.

Asimismo, izaron banderas nacionales sirias y pancartas en las que fueron escritas frases que denuncian el involucramiento de Turquía en el complot contra Siria desde hace más de ocho años, y también condenan el apoyo turco a las organizaciones terroristas y las amenazas de agresión contra el territorio sirio.

Diputados y jefes tribuales que estuvieron presentes en la manifestación, aseguraron que los manifestantes representan a los diferentes componentes de la provincia de Hassakeh y condenaron las prácticas y agresiones del régimen turco que tacharon como el principal patrocinador del terrorismo.

La retirada estadounidense “mala para Israel”

Por otro lado, Una ministra israelí denuncia que la retirada de EE.UU. de Siria “perjudica” a Tel Aviv, pero beneficia al presidente turco, el “antisemita” Recep Tayyip Erdogan. La ministra israelí de asuntos judiciales, Ayelet Shaked, calificó la medida anunciada de Washington de “mala para Israel”.

“El presidente de EE.UU. es un gran amigo de Israel, (pero) esta medida no ayuda a Israel y fortalece a Erdogan, que es un antisemita”, añade Shaked, en una entrevista concedida el domingo a la radio local Army Radio. También acusó a Erdogan de “masacrar” a los kurdo-sirios, a los que consideró “héroes” en la lucha contra los terroristas del EIIL (Daesh, en árabe) y que, en su opinión, se verán muy afectados tras la salida de las tropas estadounidenses de dicho país árabe.

Las declaraciones de la ministra llegan después de graves intercambios entre el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, y Erdogan, en los que se acusaron mutuamente de “invasor” y “opresor” y ante la creciente preocupación del régimen de Tel Aviv por haber perdido a su poderoso aliado en Siria, es decir, EE.UU.

El diario israelí Haaretz advirtió el viernes que los acontecimientos en desarrollo “debilitan” a Netanyahu, pues este ha hecho que la “seguridad” israelí dependa por completo de la “amistad de Trump”.

Israel, totalmente dependiente del paraguas protector de Washington, recibió entre 1946 y 2017 más de 134 mil millones de dólares en ayuda militar, económica y en materia de defensa de misiles de la Casa Blanca, según datos del Departamento norteamericano de Estado, publicados en febrero por la Federación de Científicos Americanos (FAS, por sus siglas en inglés).

(Fuentes: Al Mayadeen / Al Manar / agencia siria SANAHispan TV / Prensa Latina)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *