Tres soldados israelíes abatidos y otros dos heridos en una operación militar de la resistencia palestina en la Cisjordania ocupada

Tres israelíes fueron abatidos el jueves y otros dos resultaron heridos de gravedad en un tiroteo en una parada de autobús en Silwad, cerca de Ramalá, en la zona central de Cisjordania ocupada (foto adjunta).

La prensa israelí informó que el atacante salió de su vehículo y abrió fuego contra un grupo de soldados israelíes que estaban en la parada. Dos de ellos murieron y otros dos resultaron heridos, uno de ellos en estado de muerte clínica.

El corresponsal de Al Manar dijo que la operación fue llevada a cabo por un atacante palestino que logró huir de la escena del tiroteo. Un colono israelí fue muerto más tarde por soldados de la ocupación por error después de que pensaron que estaba involucrado en el ataque.

Las fuerzas de ocupación israelíes acordonaron el área y bloquearon la entrada norte de la ciudad de Al Bira y todas las entradas a la ciudad de Silwad, según medios israelíes. Las fuerzas israelíes asaltaron luego la ciudad de Beitin, en Ramalá buscando a los atacantes.

El Ejército israelí impuso el jueves el cierre total a Ramalá después del  ataque. Según los informes locales, las fuerzas de ocupación cerraron todos los puntos de control que conducen a Ramalá; los vehículos militares ingresaron a las secciones norte de la ciudad donde tuvo lugar el incidente, aparentemente en busca de los atacantes.

En Gaza, Hamas y el Yihad Islámico alabaron la operación calificándola de “heroica” y subrayaron la eficiencia de la resistencia en Cisjordania. La Resistencia islámica libanesa (Hizbulah) saludó las operaciones ejecutadas hoy por los palestinos contra el ejército israelí en las ciudades de Al-Quds y Ramallah. Elogia la habilidad de los atacantes de golpear en varias direcciones al ejército usurpador, lo cual revela, apunta, preparación y disposición a enfrentar al enemigo.

El tiroteo en la zona de armas ocurrió después de que tres palestinos fueron martirizados por el fuego israelí el miércoles por la noche y el jueves por la mañana, incluidos los atacantes de Barkan y Ofra.

Los reportes preliminares señalan que un palestino armado abrió fuego desde un vehículo en movimiento contra un grupo de soldados israelíes que estaban estableciendo un puesto de control en la entrada del asentamiento judío ilegal de Ofra.

Anteriormente a ese hecho, efectivos militares israelíes también ultimaron a un palestino el miércoles por la noche, quien supuestamente había disparado contra las fuerzas de ocupación a principios de semana. Además, las fuerzas israelíes también dispararado y mataron a un palestino que apuñaló e hirió a dos policías israelíes en Jerusalén.

También en la madrugada de este jueves, Israel ejecutó a un palestino sospechoso de un ataque mientras se encontraba dentro de su casa en un campamento de refugiados en la zona de Nablus.

Ashraf Naalwa fue abatido a tiros por las fuerzas de ocupación en una casa del campamento de refugiados de Askar en Nablus el jueves por la mañana, dos meses después de estar huyendo tras abatir a dos israelíes en una operación llevada a cabo en la zona industrial de Barkan, en Cisjordania.

Soldados israelíes también arrestaron a cuatro palestinos que se encontraban en la casa donde Naalwa se estaba escondiendo, informaron fuentes palestinas, agregando que las autoridades de ocupación conservan el cuerpo del mártir Naalwa.

Las fuerzas militares israelíes detuvieron el viernes a 53 palestinos durante redadas en las ocupadas Cisjordania y Jerusalén Este, y mataron a otros tres en incidentes separados, informó aquí la Sociedad de Prisioneros Palestinos (PPS).

La organización detalló que los efectivos militares ultimaron a Ashraf Naalweh en el distrito de Nablus, Saleh Barghouti cerca de Ramallah y Majd Mteir en Jerusalén. PPS divulgó que el Ejército detuvo a 23 palestinos en Jerusalén Este y a otros 15 en el distrito de Ramallah, región central de Cisjordania.

Las tropas de Tel Aviv detuvieron igualmente a cuatro personas en el campo de refugiados de Askar en Nablus, cinco en el distrito de Tulkarem, cuatro más en Toubas y dos en Hebron, en el sur de Cisjordania.

(Fuente: Al Manar)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *