El PSOE une sus votos a los del PP para que el Congreso vuelva a denegar la celebración de una reunión internacional sobre el Sahara

La Mesa del Congreso ha vuelto a rechazar que pueda celebrarse este viernes en la Cámara Baja una conferencia internacional de parlamentarios de varios países sobre el futuro del Sáhara Occidental, lo que algunos grupos como Unidos Podemos califican de inadmisible. Y hubo una primera negativa el 30 de octubre.

El Intergrupo por el Sáhara Occidental del Congreso, que ha organizado el encuentro previo al EUCOCO, (la Conferencia Europea de Coordinación de la Solidaridad con el Sáhara), había pedido a la Mesa que reconsiderara su decisión de impedir que se celebrara el acto en el Congreso para el que contaban con la participación de diputados, eurodiputados y parlamentarios autonómicos.

La Mesa ha rechazado por segunda vez su petición, según han informado fuentes parlamentarias, con los votos del PP y el PSOE que se han opuesto a que se convoque ese acto en el Congreso.

Decisión que ha adoptado tras conocer el informe de la Dirección de Relaciones Internacionales de la propia Cámara que recogía la opinión de Exteriores y alertaba de que el evento podría interpretarse como un respaldo siquiera implícito a la causa saharaui y perjudicar las relaciones con Marruecos.

Ya en la primera ocasión que la Mesa rechazó dar permiso para celebrar esta conferencia en el Congreso, partidos como Unidos Podemos, Ciudadanos, el PNV y Compromís, que tienen representantes en el Intergrupo criticaron que se impidiera el encuentro en el Congreso cuando además el pasado 22 de junio pudo celebrarse “sin obstáculos” un acto similar en la Asamblea Nacional Francesa.

Ante el rechazo de la Mesa, los organizadores han confirmado a Efe que planean mantener la convocatoria para el próximo viernes a riesgo de encontrarse con la dificultad de que los servicios del Congreso les nieguen la Sala Constitucional donde pretendían celebrarla, en cuyo caso buscarán otro espacio donde poder expresar también su protesta por esa decisión.

El PSOE participó en el Congreso en actos por el Sáhara Occidental que ahora veta

En febrero de 2018 hubo una jornada en el Congreso en la que intervino la delegada del Frente Polisario. En noviembre de 2014 diputados de casi todos los partidos se reunieron con el presidente Mohamed Abdelaziz.

El Partido Socialista participó en el Congreso de los Diputados en actos por el Sáhara Occidental -en uno intervino la delegada del Frente Polisario en España y en otro el presidente de la República Saharaui- cuando gobernaba el Partido Popular y ahora, con el PSOE en el Ejecutivo, veta una reunión  de parlamentarios internacionales en la Cámara baja para no interferir las relaciones con Marruecos.

Con los votos del PSOE y del PP la Mesa del Congreso impidió por primera vez el 30 de octubre una reunión de parlamentarios nacionales, autonómicos, europeos y de países africanos  que, bajo el título “Sáhara Occidental: territorio pendiente de descolonización”, se quería celebrar en la sede parlamentaria en el marco de la Conferencia Europea de Apoyo y Solidaridad con el Pueblo Saharaui (EUCOCO), prevista para los días 16 y 17 de noviembre próximos en Madrid.

Unidos Podemos solicitó a la Mesa del Congreso la Sala Constitucional para el encuentro, pero ante la falta de unanimidad la presidenta del Congreso, Ana Pastor, pidió la opinión de letrados de relaciones internacionales, que se mostraron contrarios al acto basándose en un informe del Ministerio de Asuntos Exteriores, desvelado por El Confidencial, según el cual la reunión de los parlamentarios perjudicaría las relaciones con Marruecos.

El departamento de Josep Borrell entregó al Congreso el informe el 25 de octubre, el mismo día que el ministro despachó en el Senado en un minuto y diez segundos las preguntas que le hicieron cuatro senadores referentes a la política de su departamento sobre el conflicto del Sáhara Occidental.

Pero si el PSOE y el PP impidieron un acto por el Sáhara en el Congreso de los Diputados, estos partidos no lo vieron así el 15 de febrero pasado cuando en sala Clara Campoamor se celebró la jornada “Sahara Occidental: de la sentencia del Tribunal de Justicia Europeo a la responsabilidad internacional”, organizado por el Intergrupo del Congreso por el Sáhara, responsable también del acto con los parlamentarios internacionales.

En una jornada abierta al público intervinieron los diputados Ignacio Sánchez Amor y Odón Elorza (PSOE), Sergio Pascual (Unidos Podemos), Enric Bataller (Compromís) y Fernando Maura (Ciudadanos).  Participaron, también, Jira Bulahi, delegada del Frente Polisario en España; el abogado francés Gilles Devers, que actúa ante el Tribunal de Justicia Europeo en nombre del Frente Polisario; Eloísa González Hidalgo, doctora en Derecho internacional y Juan Soroeta, profesor  de la Universidad del País Vasco.

Pero este no es el único acto por el Sáhara Occidental celebrado en el Congreso: El 14 de noviembre de 2014 el entonces presidente de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD) y secretario general del Frente Polisario, el fallecido Mohamed Abdelaziz, que se encontraba en Madrid para inaugurar la 39 EUCOCO, estuvo en el Congreso de los Diputados invitado por el Intergrupo Parlamentario para el Sáhara  y el Intergrupo de Derechos Humanos y Cooperación.

En su intervención, Abdelaziz pidió al Gobierno español el reconocimiento de la República Saharaui y apoyo a la convocatoria de un referéndum de autodeterminación en el Sáhara Occidental. Allí estuvieron los diputados Federico Buyolo (PSOE), Cayo Lara y Joan Josep Nuet (Izquierda Plural), Irene Lozano (UPyD), Carme Sayós (CiU), Jon Iñarritu (Amaiur), Joan Tardà (ERC), Rosana Pérez (BNG) y Joan Baldoví (Compromís-Equo).

Estos actos no son los únicos celebrados en las Cortes Generales referidos al Sáhara Occidental: El 5 de junio de 2018 el Senado acogió la presentación del libro “Un pueblo abandonado”, de Alberto Maestre Fuentes, de la mano del senador Pablo Rodríguez Cejas, de la Agrupación Herreña Independiente (AHI-CC), al que asistió la delegada saharaui en España, Jira Bulahi.

Para Unidos Podemos el veto a la reunión de los parlamentarios internacionales  supone una “violación de los derechos fundamentales” (Gloria Elizo), y “una intromisión ilegítima en la acción de los diputados” (Sergio Pascual) y contrasta con la que se celebró en la Asamblea Nacional Francesa el pasado 22 de junio, a la que fueron convocados 65 parlamentarios autonómicos y más de un centenar de europarlamentarios.

Enric Bataller (Compromís) manifestó que el veto es un “acto de censura que no se justifica”; Iñigo Barandiaran (PNV) aseguró que no existen precedentes de negar una sala para un encuentro entre parlamentarios y Anna Surra (Esquerra Republicana), afirmó que el acto no compromete la acción exterior de España pues es “una charla entre parlamentarios”.

(Fuente: Por un Sahara Libre)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *