La ciudad californiana de Los Ángeles (EE.UU.) retira una estatua de Cristobal Colón como acto de “justicia restauradora” (vídeo)

Las autoridades de la ciudad californiana de Los Ángeles (EE.UU.)completaron ayer la retirada de una estatua del explorador Cristóbal Colón, levantada hace 45 años en el Grand Park del centro de la urbe norteamericana, como parte de una moción aprobada el año pasado que ya ha sustituido el antiguo “Día del Descubrimiento” por el “Día de los Pueblos Indígenas”.

La escultura era una pequeña efigie de Colón colocada en 1973. Fue un regalo a la ciudad de una asociación de italianos en el sur de California. Estaba condenada desde que el año pasado saltó al plano institucional un movimiento de revisión del pasado español de Estados Unidos que afecta a figuras como Colón o el santo español Fray Junípero Serra, que evangelizó California a finales del siglo XVIII. Grupos de indígenas llevan años protestando por la celebración de este pasado, que consideran el principio de un genocidio masivo que acabó con su modo de vida.

En agosto de 2017, el concejal O’Farrell, que desciende de la tribu Wyandotte de Oklahoma, llevó esas reivindicaciones al plano institucional y logró que el Ayuntamiento de Los Ángeles aprobara cambiar el nombre a la fiesta del Día de Cristóbal Colón, una fiesta federal que se celebra desde 1937 el segundo lunes de octubre. Ahora, en Los Ángeles se conmemora el “día de los pueblos indígenas, aborígenes y nativos”. La primera celebración sin Colón fue el pasado octubre.

“Este es un paso natural en la eliminación del falso relato de que Cristóbal Colón descubrió América”, dijo O’Farrell citado por la NBC local. “Colón en persona fue responsable de atrocidades y sus actos pusieron en marcha el mayor genocidio de la historia. Su imagen no debería ser celebrada en ningún sitio”.

“La estatua de Cristóbal Colón reescribe un capítulo manchado de la historia que carga de falso romanticismo la expansión de los imperios europeos y las explotaciones de los recursos naturales y de los seres humanos”, manifestó la ex secretaria de Comercio de EEUU y actual miembro de la junta de Gobierno de la ciudad, Hilda Solís, tras su retirada.

“Así, la eliminación de la estatua de Colón en Grand Park es un acto de justicia restauradora que honra y abraza el espíritu resistente de los habitantes originales de nuestro condado. Con su remoción, comenzamos un nuevo capítulo de nuestra historia en el que aprendemos de errores pasados para que ya no estemos condenados a repetirlos”, aseguró en declaraciones recogidas por la cadena NBC.

Para el concejal de la ciudad Mitch O’Farrell, la eliminación de la estatua es un “paso natural en los avances para eliminar la falsa narrativa de que Colón descubrió América”. “Además, el mismo Colón fue responsable de genocidios y sus actos contribuyeron al mayor genocidio jamás registrado. Su imagen no se tiene que celebrar en ninguna parte”, ha añadido O’Farrell, miembro de la Nación Wyandot de indios americanos.

Por su parte, el concejal Joe Buscaino, de ascendencia italiana, expresó sus reservas sobre la cancelación del Día de Colón e intentó hacer un esfuerzo infructuoso para conseguir la retirada de la moción. “Con o sin Colón, los italianos continuarán celebrando sus sacrificios y contribuciones a este gran país y nuestra gran ciudad”, declaró Buscaino.

La revisión de la historia española en California cobró fuerza en los medios durante la visita del papa Francisco a Estados Unidos en 2015, cuando anunció la canonización de Serra. Las estatuas del fraile mallorquín en California comenzaron a aparecer manchadas de rojo y vandalizadas. Un senador estatal de California propuso cambiar la estatua de Serra que hay en el Capitolio de Washington representando al Estado, aunque finalmente no salió adelante. El pasado septiembre, la Universidad de Stanford, cuyo campus está inspirado por las misiones españolas en California, aprobó retirar el nombre de Serra de calles y edificios del campus.

(Fuentes: Gara / el diario.es / El País / El Confidencial)

Vídeo:

 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *