El “cambio progresista”: El gobierno, por boca de Borrell, pide que se impongan sanciones internacionales a Nicaragua

El Gobierno, a través de su Ministro de Exteriores, pidió este viernes 9 de noviembre que se impongan sanciones internacionales contra Nicaragua, acusando al gobierno del país centroamericano de reprimir protestas,  en su intervención en el Foro Iberoamérica, celebrado en Madrid, y cuya inauguración ha presidido el Jefe del Gobierno, Pedro Sánchez.

El ministro de Asuntos Exteriores, Josep Borrell, ha abogado por imponer sanciones por parte de la comunidad internacional a Nicaragua, ante la situación a la que, según ha dicho, está llevando al país su presidente, Daniel Ortega, y la “sanguinaria represión” de su “dictadura”

El ministro de Asuntos Exteriores, Josep Borrell, dijo que se debe ejercer presión diplomática contra el gobierno sandinista del presidente Daniel Ortega ante la actual crisis política del país y rechazó el uso de la fuerza, tanto externa como al interior de Nicaragua, para solucionar el impasse.

El ministro ha asumido que la posibilidad de sanciones al régimen de Ortega no parece estar ahora “desgraciadamente” sobre la mesa, pero cree que sería una opción ante la imposibilidad de que haya un mediador en la crisis nicaragüense.

En el Foro Iberoamerica, Borrell dijo que “desgraciadamente” las sanciones internacionales no están “en el futuro inmediato en la pantalla radar” porque los problemas de Nicaragua están eclipsados por aquellos de Venezuela, reportó la agencia de noticias privada de España.

“Si descartamos las soluciones que usen la fuerza desde fuera o desde dentro, cosa que parece más bien improbable, y una evolución del régimen por sí mismo tampoco lo parece, la única solución sería que la comunidad internacional impusiera una presión, unas sanciones en el límite”, ha añadido.

En el mismo sentido, ha lamentado que la comunidad internacional no haya sido capaz de imponer a Nicaragua una exigencia de rendición de cuentas. Borrell ha comentado que ya trasladó a su homólogo de Nicaragua, Denis Moncada, el “absoluto rechazo” de España y de la Unión Europea a la represión contra muchas de las personas que han expresado sus protestas en el país. Al respecto ha explicado que lo que puede hacer España es ejercer una “presión diplomática” ante este tipo de actitudes.

Borrell comentó que ya trasladó a su homólogo de Nicaragua, Denis Moncada, el “absoluto rechazo” de España y de la Unión Europea a la represión contra muchas de las personas que expresaron sus protestas en el país. Al respecto explicó que lo que puede hacer España es ejercer una “presión diplomática” ante este tipo de actitudes.

Para el ministro de Exteriores, lo que está sucediendo en Nicaragua parece quedar en un segundo plano en la esfera internacional debido a que se presta más atención a lo que ocurre en Venezuela. “Nicaragua, como es un país pequeño, se esconde detrás de la crisis de un país grande y que es a la que todo el mundo presta más atención”, ha comentado.

El Foro Iberoamérica, evento donde han tenido lugar estas declaraciones, ha tenido como principal tema de debate la crisis democrática en la región y el desafío de recuperar la confianza en la democracia, especialmente en Latinoamérica. Los próximos 15 y 16 de noviembre, se celebrará la Cumbre Iberoamericana de Antigua (Guatemala), que según el mismo Borrell será la más exitosa de los últimos años, pues ya han confirmado su participación 14 mandatarios entre ellos, Daniel Ortega.

Pedro Sánchez, prevé aprovechar esta Cumbre para lograr reunirse con los presidentes latinoamericanos con los que no ha podido hacerlo, entre ellos Ortega. Por su parte, Ortega ha estado ausente en las últimas Cumbres Iberoamericanas, pero anunció su participación en Guatemala.

(Fuentes: Hispan TV / Associated Press AP / Infobae)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *