Yemen: El dirigente del Movimiento del Sur, Fadi al Baoum, afirma que el país está bajo ocupación saudí-emiratí y sometido al hambre

En varias provincias en el sur de Yemen tienen lugar amplias protestas populares, especialmente en las ciudades de Mahrah, Shabwa, Abyan y Taíz, contra la ocupación de la Coalición Saudí, fundamentalmente de los Emiratos Árabes Unidos (EAU).

Las protestas se produjeron a pesar de la advertencia del Ministerio del Interior del gobierno de Hadi y que “no se mantendrá con los brazos cruzados frente a cualquier acto de desorden, caos o sabotaje contra las instituciones e instalaciones estatales y gubernamentales yo ante cualquier acto que perturbe sus intereses”.

El jefe del Buró Político del “Movimiento del Sur”, Fadi al Baoum (foto adjunta), expresó a Al-Mayadeen que el sur de Yemen está bajo una ocupación saudí-emiratí marcada por el atraso y sometido al hambre y al terrorismo político e intelectual, en medio de un asedio que ejerce la Coalición Saudí contra todos los yemeníes.

Al Baoum señaló que los saudíes y los emiratíes están de acuerdo en términos generales pero tienen  diferencias en los detalles. También señaló que el “Movimiento Sur” acogerá positivamente la solicitud del enviado de la ONU si es buena, equilibrada y toma en cuenta sus demandas, confirmando la aceptación de cualquier solución.

Al Baoum acusó a los Emiratos Árabes Unidos de “trabajar para explotar el sur de Yemen en aras de  extender su influencia en el golfo Arábigo”.

El dirigente sur-yemení consideró que “el gobierno de Hadi, fue quien llamó a esta intervención, señalando que “el Movimiento Sur se está recuperando actualmente y reorganizando sus papeles nuevamente, para luchar solo contra los ocupantes de Yemen, reclamando “un estado independiente  en el sur del país “.

“Fuimos los primeros en decir que esa es una ocupación. Esto fue lo que se ha dicho hace cuatro años”, dijo al Baoum, agregando “todos estamos de acuerdo, ya sea en el norte o en el sur de que en nuestra tierra del sur evidentemente hay una ocupación saudí atrasada. Es una ocupación sui generis en todos los sentidos de la palabra”.

El jefe del Buró Político del “Movimiento Sur” señaló que “los saudíes y los emiratíes entraron al sur de Yemen con una profundidad de 1500 kilómetros, que se extiende desde el río hasta Bab al-Mandab,  y controlan todos los aeropuertos y puertos, revelando que ellos tienen en cada provincia del sur un alto comisionado o representante Saudí y otro de los EAU, y ellos son los que dirigen y mandan en todas esas provincias  e izan sus propias banderas sobre centro y sedes gubernamentales yemeníes”. Y añadió “nosotros no tenemos problemas con los que respetan nuestra soberanía y nuestra decisión. Hemos rechazado convertirnos en mercenarios de Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos, tampoco hemos aceptado combatir como delegados por otros”.

Al Baoum aseguró que “Irán no está presente en Yemen, ni en el norte ni en el sur, y nosotros queremos tener relaciones con todo el mundo”.

En cuanto a las diferencias entre el “Movimiento  Sur” y el Consejo de Transición, al Baoum dijo: “No tenemos desacuerdo con los hermanos en el Consejo de Transición. Nuestro principal desacuerdo está relacionado con nuestra decisión y nuestra soberanía sobre nuestra tierra, y esa es una disputa política”.

Al Baoum agregó que hay algunos en la dirigencia del “Consejo de Transición” que no tienen decisión independiente de ninguna manera, señalando que no todos los dirigentes del Consejo de Transición son malos, y “hay muchas personas que piensan como nosotros, y tarde o temprano vendrán hacia nosotros sin lugar a duda”, dijo.

En cuanto al gobierno del Presidente Hadi (el apoyado por Arabia saudí y los EAU), al Baum dijo que si el gobierno de Hadi quiere ser soberano en su decisión, tenía primero que salir de Riad, porque “no es normal que un gobierno opere desde el exterior y fuera de su propio país”, agregó.

Al Baoum expresó que él realmente compadece  a  este gobierno de manera personal “porque tratar con Arabia Saudita y los Emiratos es difícil, debido a que estos dos no salvaguardan la dignidad de sus amigos, y los tratan de una de mala forma”. “Aquellos que quieran tratar con los saudíes y emiratíes deben renunciar a su dignidad primero”, concluyó.

(Fuente: Al Mayadeen / Autora: Najah Hammoud)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *