La ONG Save the Children denuncia que más de medio millón de los niños en Andalucía viven en riesgo de pobreza o exclusión social

Save the Children recuerda que en Andalucía el 34,8% de la población infantil, 563.394 niños, vive en riesgo de pobreza o exclusión social, con motivo del Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza. Además, ha lamentado que la tasa de pobreza infantil sigue siendo más alta que la del resto de la población, y que quienes lo viven todavía con más dureza son los niños que viven en hogares de madres solas, de origen extranjero o con escasos estudios.

Según indica Save the Children en una nota de prensa, el coste medio para criar un hijo en condiciones adecuadas y dignas en Andalucía es de 536 euros mensuales. “Pero muchas familias no consiguen hacerse cargo de todos los gastos familiares como la vivienda, educación y salud, teniendo en cuenta que estas han aumentado mucho durante los últimos años”, añade.

El director de Save the Children en Andalucía, Javier Cuenca, alerta de que “si las cifras de pobreza relativa son preocupantes, más deben preocupar las cifras de pobreza severa en la que viven 19,1% (15,9% a nivel estatal) de los niños y niñas andaluces y que, debido a la escasa variación de estos porcentajes en los últimos años, nos hace pensar que nos encontramos ante una preocupante cronificación de la pobreza severa infantil en Andalucía”.

“El diseño del sistema de protección social en Andalucía es totalmente ineficiente a la hora de reducir las cifras de niños y niñas viviendo en situación de pobreza, cifras que apenas se ven afectadas por las transferencias sociales no contributivas dirigidas al hogar, aquellas que deberían diseñarse para proteger a los niños y niñas. A pesar de los altos índices de pobreza infantil, tan sólo un 12% de los niños y niñas andaluces recibía en 2017 alguna prestación al hogar”, ha asegurado Cuenca.

Las transferencias sociales que actualmente más impactan en la reducción de la pobreza infantil son las de naturaleza contributiva de competencia de la Administración General del Estado (desempleo y pensiones principalmente), pero aquellas transferencias sociales de carácter no contributivo, que pueden ser puestas en marcha por las comunidades autonómicas, “apenas tienen impacto en la infancia andaluza debido a su escasa cobertura y enfoque de derechos de infancia”, asegura la organización.

Ante esta situación y, de cara a las próximas elecciones andaluzas del 2 de diciembre, Save the Children les pide a todos los partidos políticos que prioricen los derechos de la infancia en sus respectivos programas electorales. Además, la ONG ha presentado su Agenda de Infancia a representantes del PSOE, PP, Adelante Andalucía y Ciudadanos, que incluye propuestas sobre pobreza infantil, violencia hacia la infancia e infancia migrante, para garantizar que la campaña electoral que se inicia el 16 de noviembre en Andalucía se convierta en la campaña de la infancia.

(Fuente: El Correo de Andalucía)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *