Médicos de atención primaria de Málaga y Huelva a la huelga el 15 de octubre. A punto de sumarse los de Granada, Sevilla y Cádiz

Los médicos y la Atención Primaria en Andalucía están al límite. Son la primera crisis del ámbito sanitario que estalla en plena precampaña electoral tras el anuncio hecho por Susana Díaz el pasado lunes. Ya han convocado huelga en Málaga y Huelva con aspiraciones regionales, para reivindicar más medios y recursos ante la saturación de las consultas y la precariedad de los contratos en el Sistema Andaluz de Salud (SAS).

Entre otras cosas solicitan al SAS 10 minutos por paciente en consulta, pruebas diagnósticas sin limitaciones, sustituciones y plantillas adecuadas, mejoras económicas para el sector y un aumento de la seguridad en los centros de salud ante la oleada de agresiones a personal sanitario en el último verano.

El Sindicato Médico de Málaga, el Colegio de Médicos de la provincia y Basta Ya reafirmaron ayer su convocatoria de huelga tras una «desilusionante» primera reunión con la Junta de Andalucía el pasado lunes para abordar la huelga. «Se presentaron con folios en blanco cuando saben nuestras reivindicaciones desde hace mucho tiempo», dijo Carlos Bautista, portavoz del colectivo de Médicos de Basta Ya, quien aseguró: «Nos encontramos en un momento histórico en el que se está destruyendo más que nunca la sanidad pública».

Desde Basta ya consideran «mentiras» las propuestas anunciadas por la Consejería de Salud sobre que los médicos de familia podrán pedir más de 600 pruebas diagnósticas, los contratos indefinidos a los facultativos o la organización de agendas y nuevos contratos. A su juicio, Susana Díaz «ha mentido y no es verdad que ahora le preocupen los pacientes andaluces. Han tenido estabilidad presupuestaria y no lo han hecho. No han querido porque quieren que los centros de salud sean casi casas de beneficencia. No les importa la salud de la población le importa el resultados de las elecciones. Ahora vienen propuestas de cara a las elecciones».

Recientemente la presidenta de la Junta anunciaba la incorporación casi inmediata de 1.306 profesionales sanitarios a los centros de atención primaria, se han renovado flotas de vehículos en los centros de salud, inaugurado unidades específicas en hospitales y comenzado la implantación de la tele gratis en los hospitales y la mejora del acomodo de los acompañantes.

Todo ello en las últimas semanas que Díaz ha dedicado al calentamiento y adelanto preelectoral recorriendo una mayoría de pueblos socialistas con este tipo de anuncios y venta de logros.

Lo último ha sido, justo con el anuncio del adelanto electoral, la convocatoria de 3.618 plazas dentro de la futura Oferta Pública de Empleo de 2018 en el Servicio Andaluz de Salud, organismo dependiente de la Consejería de Salud, cuando en realidad aún no tiene resueltas las ofertas de los últimos cinco años.

El delegado de Atención Primaria del Sindicato Médico de Málaga, José Becerra, subrayó ayer, tras la rueda de prensa conjunta con la plataforma Basta Ya y el Colegio de Médicos, el «cariz regional» que está tomando la huelga prevista y que están pensando que alargar los paros a noviembre incluso.

«Granada, Sevilla y Cádiz están a punto de sumarse, y entonces sería una convocatoria autonómica general, porque de hecho ya es un problema regional, al sumarse Huelva», señaló. Sólo en Málaga están llamados a la huelga 1.300 médicos de familia y pediatras.

Becerra dijo que están «apoyados por todas las organizaciones médicas andaluzas, porque lo que venimos pidiendo es necesario y lo pedimos desde hace tiempo», por lo que considera un «gran problema el que se le presenta al Gobierno de Díaz en fase electoral».

El delegado de Atención Primaria del SMM anunció que habrá representantes autonómicos del Sindicato Médico en la concentración del 15 de octubre frente a la Delegación provincial de Málaga e hizo un llamamiento a la participación de la ciudadanía también. Añadió que se defenderán igualmente los intereses de los Dispositivos de Cuidados Críticos y Urgencias a los que la Junta olvidó hace muchos años, «no están valorados salarialmente y están siendo agredidos como nosotros».

La vicesecretaria del Colegio de Médicos de Málaga, Carmen Gómez, dijo que se está defendiendo «dar una mejor calidad asistencial a los pacientes y hacerlo en unas condiciones de trabajo adecuadas, para no ser utilizados como maquinaria en épocas puntuales».

(Fuente: El Mundo – Andalucía / autora: Susana Villaverde)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *