Egipto: Detienen al dirigente opositor Masum Marzouk, que impulsaba un referéndum en torno a la continuidad del régimen dictatorial

Los servicios de seguridad egipcios han detenido este jueves a Masum Marzouk, ex asesor del ministro de Asuntos Exteriores egipcio. De acuerdo a grupos de activistas que han desvelado este suceso en las redes sociales, los agentes irrumpieron en su casa y le condujeron a un lugar desconocido. También han informado de la detención del experto económico opositor Raid Salama.

Diversos servicios de información egipcios han confirmado la detención de Marzouk. Al respecto, el activista egipcio Khaled Ali ha denunciado a través de su cuenta en la red social Facebook estas detenciones de Marzouq y Salama. El ex – político egipcio Hamden Sabahi ha confirmado también la noticia de la detención del asesor del ex ministro egipcio.

También han sido detenido otros dos dirigentes opositores, Raed Salama, un miembro veterano del opositor Partido Dignidad al que Marzouk solía pertenecer, y el académico Yahya Kazaz, que recientemente pidió la salida de Al Sisi a través de su página en la red social Facebook, escribiendo “la resistencia es la solución”.

Marzouk había lanzado una iniciativa política en julio pasado que había provocado gran polémica en la sociedad egipcia por las propuestas incluidas. En esta iniciativa destaca la propuesta de Marzouk de impulsar un referéndum para que el pueblo egipcio se posicione públicamente sobre la supervivencia del actual régimen de gobierno encabezado por el general Abdel-Fattah Al-Sisi. La propuesta se ciñe a la Constitución de 2014 y otorgaría legitimidad a dicho régimen si el pueblo así lo votara.

En caso contrario se deberían promulgar diversas leyes para abolir la Constitución y derogar todas las leyes promulgadas desde 2014 hasta la actualidad, nombrar un comité para que redacte una nueva Constitución, y celebrar elecciones presidenciales para elegir presidente.

Inmediatamente después de anunciarse esta iniciativa y de que algunas de las corrientes de la oposición expresaran su bienvenida y apoyo a la misma, juristas afectos al sistema egipcio han expresado que la detención de Marzouk se debe a sus “infracciones” de la seguridad nacional y a sus “publicaciones falsas que sacuden la estabilidad de la nación”.

Estas publicaciones a las que se refieren denuncian la situación de los miles de activistas políticos y defensores de los Derechos Humanos encarcelados en las cárceles del régimen egipcio desde el golpe de estado encabezado por Al-Sisi en 2013 contra el presidente democráticamente elegido, Mohamed Mursi, ahora en prisión.

Las autoridades egipcias han prohibido a los medios de comunicación informar sobre las diversas propuestas contenidas en la iniciativa de Marzouk y a continuación los medios de comunicación cercanos al gobierno le han tomado como blanco de una agresiva campaña de acusaciones y difamaciones. Entre estas acusaciones destacan la de “haberse coordinado con los Hermanos Musulmanes y con medios de comunicación opuestos al régimen egipcio como los canales de televisión que transmiten desde Turquía y Qatar”.

La cadena de detenciones se ha completado en los últimos días con la detención por parte de los servicios de seguridad del régimen egipcio del opositor de izquierda Kamal Khalil, quien fue detenido en su casa una hora después de exigir la liberación de Marzouq y Salama a través de su cuenta de Facebook.

La última detención practicada por las autoridades egipcias de acuerdo a esta campaña represiva ha sido, el 23 de agosto, la del miembro del movimiento opositor “9 de Marzo”, el Dr. Yahya al-Qazzaz, cuando se encontraba en casa de unos familiares participando en un funeral.

Las autoridades egipcias han encarcelado a miles de opositores y críticos de Al Sisi en los últimos años, entre ellos presuntos milicianos islamistas y activistas de derechos seculares. El Gobierno asegura que sus acciones están dirigidas contra terroristas y saboteadores que intentan socavar al estado.

Al Sisi se convirtió en presidente en 2014, un año después de liderar el derrocamiento del presidente islamista Mohamed Mursi, el primer jefe de estado elegido libremente en Egipto, después de protestas populares contra su gobierno. Mursi llegó al poder poco después del levantamiento de 2011 que derrocó a Hosni Mubarak.

(Fuente: Monitor de Oriente)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *