El Presidente Santos anuncia el “privilegio” de la entrada de Colombia en la OTAN. Será el primer estado sudamericano en hacerlo (vídeo)

Juan-Manuel-Santos

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, anunció ayer la entrada de su país a la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) la próxima semana. El presidente colombiano precisó que dicho ingreso será en la categoría “de socio global” y lo consideró un “privilegio”.

El mandatario formalizará el próximo 31 de mayo en Bruselas su ingreso a la organización y se reunirá con su secretario general, el exprimer ministro noruego Jens Stoltenberg. “Formalizaremos en Bruselas la semana entrante el ingreso de Colombia a la OTAN en la categoría de socio global. Seremos el único país de América Latina con este privilegio”, dijo el mandatario en alocución televisiva a todo el país.

La noticia fue intercalada en un discurso de celebración con motivo de la admisión de Colombia este viernes como nuevo miembro de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). “Ser parte de la OCDE y de la OTAN mejora la imagen de Colombia y nos permite tener mucho más juego en el escenario internacional”, opinó Santos.

Colombia se convertirá en el miembro número 37 de la OCDE, luego de un proceso de adhesión que se inició hace más de siete años. Santos destacó que ser parte de esta organización será de gran ayuda para que Colombia “siga avanzando, siga reduciendo la pobreza, para que llegue aún más inversión, y para garantizar un desarrollo más justo, más incluyente, más sostenible”.

El jefe de Estado calificó a la OCDE de “una organización internacional de gran prestigio que reúne a los países con las mejores prácticas del mundo entero”. El próximo 30 de mayo en París, Santos y el secretario general de la OCDE, el mexicano Angel Gurría, firmarán el acuerdo de acceso.

La adhesión será efectiva una vez que Colombia cumpla con una serie de pasos internos, en particular la ratificación por el Parlamento de la convención de la OCDE, así como el depósito del instrumento de adhesión ante el gobierno francés.

En relación con la OTAN, además de Colombia, considerada una alianza de cooperación militar entre los países que la forman, el mandatario colombiano había expresado su intención de formar parte de esa organización militar desde 2013, cuando anunció la suscripción de un acuerdo de cooperación como inicio de un proceso de acercamiento.

En ese entonces, Santos señaló que Colombia tiene derecho a “pensar en grande” y que va a buscar ser de los mejores “ya no de la región, sino del mundo entero”. Dicho acuerdo fue aceptado por Bogotá en 2016, año en que Santos fue premiado con el Nobel de la Paz por sus esfuerzos de diálogo con las FARC.

El convenio generó entonces un fuerte rechazo del gobierno de Venezuela, que lo consideró “un intento de introducir factores externos con capacidad nuclear” en la región. En un momento en que las relaciones entre los dos países pasaban por su peor momento, dado que Bogotá encabeza la presión internacional contra el gobierno de Nicolás Maduro.

Algunos expertos señalaron que ese tratado —que supone el intercambio de información clasificada— podría afectar a la confianza entre los países latinoamericanos en materia de defensa. Por otra parte, la decisión había encendido las alarmas al vislumbrarse una posible violación de la declaratoria de Sur América como Zona de Paz.

Santos detalló que el acuerdo será formalizado la próxima semana en Bruselas, Bélgica —sede de la organización, y afirmó que este paso, el primero de su tipo en América Latina, mejora la imagen de la nación y le permite “tener mucho más juego” en el escenario internacional.

Los países con los que la OTAN regularmente mantiene cooperación estratégica militar, denominados socios globales, incluyen a Afganistán, Australia, Irak, Japón, Corea del Sur, Mongolia, Nueva Zelanda, Pakistán y ahora Colombia. Ellos “contribuyen activamente a las operaciones y misiones dirigidas por la OTAN”, detalla la organización.

Sin embargo ser socio global de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) significa estar en una alianza estratégica de cooperación militar, pero este tipo de adhesión no significa necesariamente que Colombia vaya a participar en operaciones militares de la OTAN ante una crisis internacional.

En su discurso, cuyo vídeo adjuntamos, el ingreso en la OCDE es utilizado como camuflaje del anuncio de ingreso en la OTAN, en un burdo intento de hacer pasar la entrada en un organismo socioeconómico lo que en realidad supone el ingreso en otro de carácter militarista e imperialista, como si ambos procesos fuesen uno sólo o estuviesen interrelacionados. Prueba de ello es que lo comienza diciendo: “Compatriotas, esta noche quiero compartir con ustedes una gran noticia”, no dos. Otra es que en un discurso de algo más de nueve minutos, sólo tras más de siete exagerando los beneficios que supondrá formar parte de la OCDE intercala el anuncio sobre la OTAN, al que dedica poco más de veinte segundos, entre el 7,40, y el 8´00, para volver a hablar de la OCDE.

(Fuentes: Prensa Latina / Reuters / AFP / DW / Taringa)

Vídeo:

 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *