Nicaragua: Continúa la campaña de desestabilización. Grupos organizados queman autobuses y disparan a concentrados

Managua-buses

Grupos delincuenciales organizados, financiados por la derecha, según denuncias, secuestraron el pasado lunes al menos cinco auto buses del transporte público en la capital nicaragüense, de los cuales uno fue quemado en plena vía.

Imágenes televisivas dan cuenta de los incidentes registrados esta noche en Managua, mientras un equipo periodístico del canal TN8 que reportaba los hechos fue amenazado, agredido y despojado de sus pertenencias personales y de trabajo, incluido los vehículos en los cuales se desplazaban.

Los sucesos violentos ocurrieron en el sector de la Universidad Politécnica (Upoli), Iván Montenegro y la Rotonda La Virgen, donde más temprano también se registraron agresiones por parte de grupos calificados aquí de desestabilzadores.

Imágenes televisivas mostraron parte de los incidentes, mientras un equipo periodístico de TN8 que reportaba los hechos fue amenazado, agredido y despojado de sus pertenencias personales y de trabajo, incluido los vehículos en los cuales se desplazaban.

En tanto, el directivo de la Unión Regional de Cooperativas de Transporte, Danilo Sánchez, repudió estos hechos y aseguró que como transportistas están dispuestos a defenderse. Sánchez sostuvo en declaraciones al Canal 4 que quienes secuestraron y quemaron el bus son un “atajo de pandilleros”.

Por su parte, el presidente de la Cooperativa Colón, Miguel Álvarez, indicó que se orientó a las diferentes cooperativas transportistas de Managua suspender el servicio. Álvarez denunció que los vándalos se movilizan en motos, detienen los buses, los apedrean y luego proceden al secuestro. “Vamos a convocar a una reunión a todos los asociados para suspender el servicio ahorita en este momento para ver cuáles son las medidas que nosotros vamos a tomar como sector transporte, dado la situación que está pasando”, afirmó.

Disparan a ciudadanos concentrados

Horas antes la Policía Nacional desplegó un operativo en la Rotonda La Virgen, luego que presuntos vándalos agredieran a un grupo de personas reunidas allí para pedir por la paz en el país. De acuerdo con el subdirector de la Policía, comisionado general Francisco Díaz, los violentos usaron morteros y armas de fuego artesanales, por lo que se hizo necesario el despliegue de agentes del orden para garantizar la seguridad de las familias.

Asimismo, Díaz reiteró que no hay ninguna presencia policial en las inmediaciones de la Upoli, donde según denuncias del gobierno grupos violentos que se hacen pasar por estudiantes en protesta se refugian.

Versiones de medios locales de prensa sostienen que centenares de personas se encontraban reunidas en la Rotonda La Virgen para pedir por la paz cuando fueron atacadas por turbas desestabilizadoras. “Estamos resguardando a las personas y familias que están orando por la paz, la estabilidad y por el diálogo en la Rotonda la Virgen”, subrayó el comisionado general.

Las detonaciones de morteros y disparos de armas artesanales provocaron pánico y terror entre los presentes, quienes comenzaron a correr sin rumbo para evitar salir lesionados, acorde con relatos de testigos.

Por otro lado, Jóvenes capitalinos abogaron este lunes por el cese a la violencia durante una concentración en la rotonda comandante Hugo Chávez. Asimismo condenaron nuevos actos de vandalismo perpetrados anoche por supuestos grupos delincuenciales contra familias e instituciones en los municipios de Niquinohomo y Catarina, en Masaya (occidente), según denuncias del 19 Digital.

En la mañana del lunes una docente de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua-Managua declaró que fue atacada por jóvenes, mientras llevaba una bandera del Frente Sandinista de Liberación Nacional. Imágenes trasmitidas por medios periodísticos locales mostraron cómo la profesora fue acosada y arrastrada por un pasillo del recinto. En tanto, estudiantes de la casa de altos estudios repudiaron esos hechos y exhortaron a defender la paz.

Además, estudiantes universitarios abogaron por la paz en Nicaragua para facilitar el retorno a las clases, frente a recientes actos de violencia perpetrados por supuestos grupos vandálicos. Jóvenes de diferentes centros educativos y de la Juventud sandinista pidieron la tranquilidad existente en la nación antes del 18 de abril, cuando se desató una ola de violencia que provocó muertes, lesiones y hechos de delincuencia.

Durante una concentración en la rotonda capitalina Rigoberto López Pérez, los alumnos ratificaron su deseo de continuar los estudios, la práctica de deportes y las actividades cotidianas para el progreso del país.

nicaragua-vandalismo-3

Pobladores nicaragüenses logran acuerdos de paz tras violencia

Grupos vandálicos perpetraron nuevos actos de violencia contra familias e instituciones en Masaya, en el occidente de Nicaragua. Vándalos manipulados por la derecha atacaron con piedras y morteros a pobladores en Niquinohomo y Catarina, cuando estos realizaban una jornada de oración y vigilia, de acuerdo con la fuente.

Pese a los intentos de la derecha y los grupos de mercenarios de mantener la violencia, pobladores de localidades como Niquinohomo (occidente) acordaron restablecer la paz en este municipio nicaragüense, tras recientes actos de violencia, afirmó hoy la alcaldesa, Martha Pérez.

Líderes religiosos, así como representantes del pueblo y gobierno alcanzaron importantes acuerdos en pos de la tranquilidad en Masaya, aseguró. En ese sentido pactaron restaurar las principales calles de la localidad, afectadas durante los enfrentamientos anoche, y recobrar un ambiente de tranquilidad.

Pérez explicó que con la mediación de la iglesia católica lograron dialogar y entenderse con un representante de grupos de la derecha que generaron confrontación en la zona de El Calvario y en el monumento al prócer Augusto César Sandino. “En nuestro corazón tenemos el deseo de que todos estemos unidos y en paz”, manifestó la alcaldesa.

De acuerdo con denuncias del 19 Digital, vándalos manipulados por la derecha atacaron con piedras y morteros a habitantes de Niquinohomo y Catarina, donde también saquearon y quemaron la casa del Frente Sandinista de Liberación Nacional y destruyeron la alcaldía. La Policía Nacional no agredió a quienes sembraron la zozobra entre la población, aclara el medio periodístico, que se hace eco del rechazo de las familias a estos sucesos criminales.

Para la vicepresidenta Rosario Murillo, solo la paz y la unidad permitirán a este país seguir adelante. “Estamos convencidos de que Nicaragua quiere diálogo, justicia y paz”, indicó Murillo tras pedir a Dios que ilumine el corazón de los connacionales en pos del encuentro y la reconciliación.

El 18 de abril se desató en el país una ola de violencia protagonizada por grupos supestamente contra de reformas al seguro social, que provocó muertes, lesiones y actos de vandalismo. Posteriormente el presidente de la República, Daniel Ortega, derogó dichas medidas y llamó a un diálogo nacional en favor de la paz. Sin embargo, aún persisten marchas y protestas opositoras financiadas por políticos de la derecha, ya que los “opositores” modificaron sus demandas y  ahora piden la dimisión del gobierno, haciendo ver la intencionalidad políticas reales del movimiento.

Todo ello muestra como la oposición a las citadas reformas no fueron más que un pretexto para poner en marcha un plan de la ultraderecha para movilizar determinados sectores sociales, como parte de una estrategia financiada desde el exterior y dirigida a desestabilizar la nación y provocar el derrocamiento del gobierno sandinista.

(Fuente: Prensa Latina)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *