FPLP, Hamas y Yihad Islámica boicotean la convocatoria unilateral de una reunión del Consejo Nacional Palestino por Abbas y Fatah

Abbas

El Movimiento de Resistencia Islámica Hamas ha realizado un llamamiento a las facciones palestinas y a diversas personalidades nacionales e instituciones civiles para que se abstengan de participar en la sesión del Consejo Nacional Palestino que se debería celebrar en Ramallah a finales de este mes.

Hamas ha advertido en un comunicado emitido el jueves que convocar esta reunión sin un consenso nacional tendrá “graves consecuencias “. Estas consecuencias pueden suponer perpetuar la división entre facciones y que puedan prosperar las conspiraciones tramadas contra la causa palestina, a la cabeza de las cuales figura el llamado “Acuerdo del Siglo”.

El movimiento ha elogiado también la posición del Frente Popular para la Liberación de Palestina (FPLP), que se ha negado a participar en la celebración del Consejo Nacional Palestino sin un consenso nacional previo, calificando esta decisión de “posición histórica”. El jueves, el Frente Popular anunció su decisión final de abstenerse de participar en la celebración del Consejo Nacional Palestino debido a la ausencia de Hamas y la Jihad Islámica.

Hamas ha pedido al liderazgo de la Autoridad Palestina y al movimiento Fatah que “capten el mensaje mayoritario de la sociedad palestina que rechaza su condición de exclusividad sobre la voluntad palestina”. También que actúen de forma inmediata para detener esta política y aquellas decisiones que derivan de ella y que fomentan la división, a cuya cabecera sitúan esta decisión de celebrar el Consejo Nacional, y que según su punto de vista fomenta la división y no se ajusta a la realidad.

Hamas ha asegurado que mantiene “su firmeza, con toda su fuerza y sinceridad, respecto al sendero marcado por los anteriores acuerdos nacionales, en particular la Declaración de Beirut de 2017, la reactivación del marco nacional provisional fijado, y el avance hacia una unidad nacional basada en la verdadera participación con el fin de que se alcancen los objetivos y aspiraciones del pueblo palestino”.

Otras facciones palestinas han anunciado su intención de boicotear las reuniones del Consejo, llamando a la celebración de un nuevo Consejo Nacional unificado en el extranjero, en aplicación de los resultados de las reuniones del Comité Preparatorio del Consejo Nacional de Beirut celebradas en enero de 2017 y en todos los acuerdos nacionales.

El Consejo Nacional Palestino se considera el parlamento de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), e incluye a más de 750 miembros, representantes de facciones, fuerzas, sindicatos y otros movimientos palestinos de dentro y fuera de los territorios palestinos ocupados.

El Consejo Nacional ha celebrado 22 sesiones desde su creación, las últimas de las cuales fueron una sesión ordinaria en la Franja de Gaza en 1996 y una sesión especial en 2009 en Ramallah. Sin embargo, lleva mucho tiempo sin reunirse debido a la división existente entre las facciones palestinas en los últimos tiempos.

El “Consejo Central”, que es el segundo mayor órgano de representación de la OLP tras el Consejo Nacional Palestino, sí se ha reunido en Ramallah a mediados de enero sin la participación de Hamas y la Jihad Islámica.

Abbas rechaza frenar la celebración del Consejo Nacional Palestino

El diario “Al Risaala” ha informado, citando fuentes libanesas, que el presidente de la ANP, Mahmoud Abbas, ha rechazado una reciente propuesta del presidente del Parlamento libanés, Nabih Berri, en la que planteaba una congelación de la celebración del Consejo Nacional Palestino, que está programado que se celebre a finales de este mes en la ciudad de Ramallah.

Estas fuentes han dicho a “Al Risaala” que el presidente libanés sugirió en un contacto mantenido con el presidente palestino Mahmoud Abbas hace aproximadamente un mes que mediara para que no se procediera a imponer nuevas sanciones contra Gaza, y para que se diera una opción a los esfuerzos encaminados a conseguir una solución intermedia respecto a la celebración de este Consejo Nacional que está previsto se desarrolle pronto en el interior de los Territorios Ocupados, aunque algunas de las grandes facciones palestinas exigen que se celebre en el exterior para que importantes líderes palestinos que están en el exilio puedan también participar.

Los contactos han sido llevados por el responsable de la cuestión palestina del partido, Mohammed Jbawi, quien señaló en declaraciones anteriores a “Risaala Net” que se está buscando el consenso para la celebración de un Comité tripartito en el que participen Fatah, Hamas y el mediador egipcio, de la misma forma que están progresando los esfuerzos egipcios para mediar en la reactivación del proceso de reconciliación, en el que se incluye la restauración de las reuniones periódicas de este Consejo Nacional Palestino.

Las fuentes también han comentado que el presidente del parlamento libanés, Berri, ha demostrado su descontento debido a las recientes medidas adoptadas por el presidente Abbas para la congelación de los salarios de los empleados de la ANP en Gaza, pese al compromiso de Abbas de no imponer nuevas sanciones sobre Gaza tras el ataque del que fue objeto el primer ministro palestino Rami Hamdallah en su reciente visita a Gaza.

El enfado de Berri se habría visto agravado después por el rechazo por segunda vez del presidente Abbas de congelar la celebración del Consejo Nacional Palestino o de que este se celebre en Beirut, propuesta presentada por Berri.

Según las fuentes, Berri llevaba tiempo preparando la celebración de este Consejo Nacional en Beirut, de lo que había informado al embajador palestino Ashraf Dabuur. Éste habría transmitido esta propuesta a Azzam al Ahmad, responsable político de la cuestión palestina de Fatah, y éste habría rechazado esta propuesta e insistido en que este Consejo Nacional Palestino se celebraría en el pabellón Ahmed Shuqairi de Ramallah.

El Frente Popular para la Liberación de Palestina (FPLP) había decidió en un principio su participación en el Consejo Nacional después de mantener diversas reuniones con la delegación de Fatah en El Cairo, mientras  Hamas y la Jihad Islámica han anunciado su intención de no participar en estos trabajos, debido a la violación de los acuerdos de consenso nacional alcanzados en las reuniones de Beirut el año pasado. Posteriormente, ante la actitud de Abbas han decidido unirse al boicot de los islamistas.

Un periódico kuwaití ha revelado que Abbas ha rechazado también responder a otra solicitud formal, esta vez por parte de Kuwait, para que se congelara la celebración de este Consejo Nacional Palestino.

(Fuente: Monitor de Oriente)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *