6.000 profesores interinos andaluces vuelven a manifestarse en Sevilla contra el “ERE educativo”, exigiendo estabilidad y futuro

profesores interinos

Varios miles de profesores interinos procedentes de las distintas provincias andaluzas, 6.000 según los convocantes, se han vuelto a manifestar por las calles de Sevilla, organizada por la Asamblea Andaluza de Docentes Interinos.

La manifestación partió a las 12:00 horas del pasado sábado, desde las inmediaciones de la sede central dela Consejería de Educación de la Junta de Andalucía, en la Isla de la Cartuja, y concluyó frente al Palacio de San Telmo, junto a la Puerta de Jerez, Sede de la Presidencia de la Junta, lugar donde se encuentran las oficinas de la Presidenta, Susana Díaz.

Los maestros protestaban por lo que consideran “un ERE educativo” y en defensa de un plan de estabilidad profesional. Así lo ha precisado una de los portavoces de los convocantes, Jara Huisa, que ha cifrado la asistencia a la manifestación en 6.000 personas, y ha destacado el apoyo a esta movilización por parte de otras plataformas de docentes, como Docentes en Acción.

Además Huisa ha precisado que a la capital híspanse han llegado autobuses con docentes de la totalidad de las provincias andaluzas. También que, con independencia del carácter pacífico de la marcha, la misma ha cortado el paso durante su transcurrir por las calles de la ciudad.

La portavoz de los docentes ha señalado que todo los partidos políticos con representación parlamentaria han recibido a la Asamblea Andaluza de Docentes Interinos, pero ha lamentado que, por contraposición, que “en la Comunidad Autónoma no se han atendido (aún) nuestras demandas”.

Cabe recordar que el colectivo acordó realizar esta y otras protestas en Abril así como una posible huelga en mayo en una reciente asamblea andaluza celebrada en Archidona (Málaga), y después, así mismo, de que hayan finalizado otras dos semanas de huelga en la enseñanza, convocadas entre los días 12 y 23 de este pasado mes de marzo, respaldadas por los sindicatos CGT y USTEA, que también apoyan las movilizaciones actuales.

Según datos citados por la Asamblea y recabados junto a los sindicatos convocantes, alrededor de un 70% del profesorado interino secundó las movilizaciones del pasado 12 y 16 de marzo. Además, el amplio seguimiento de la huelga durante esas dos semanas de marzo “ha supuesto que unos 400 centros de toda Andalucía hayan tenido que alterar sus evaluaciones y entrega de boletines, lo que ha afectado a unos 40.000 alumnos”.

Desde el colectivo de interinos avisan de que la huelga anunciada para el tercer trimestre podría tener “consecuencias aún más graves”, ya que las calificaciones de la tercera evaluación son claves para las notas medias y la promoción del alumnado, especialmente en segundo de bachillerato, cuyo alumnado necesita las notas para las pruebas de acceso y admisión en la universidad.

La demanda más inmediata de los interinos es la negociación con la Junta de Andalucía de un acuerdo de estabilidad que asegure la continuidad laboral del personal interino, con especial atención a los cuerpos en situación de mayor vulnerabilidad, como son el profesorado de las Escuelas de Arte, Escuelas de Oficiales de Idiomas y docentes de Formación Profesional Además se demanda una modificación del sistema de acceso a la función pública  para el profesorado interino que les permita acceder mediante concurso de méritos, así como la revocación del Real Decreto 14/2012 de recortes a la educación pública.

Por otro lado, más de mil docentes interinos se han organizado para demandar apoyo sindical al objeto de solicitar una moratoria en la convocatoria de la oferta pública de empleo, mientras no se acuerde con el gobierno central un sistema de acceso transitorio, tal y como habían defendido las comunidades gobernadas por el PSOE , así como las organizaciones sindicales que conformaron la mesa sectorial (CSIF, STES, CCOO y UGT) en diciembre del año pasado.

La actual situación de excepcionalidad, unos 20.000 docentes interinos sólo en la comunidad andaluza, y la exigencia por parte de la Unión Europea de que disminuya la tasa de interinidad en la función pública, ha provocado el enuncio de la convocatoria de 20.000 plazas de 2018 a 2022 en educación por parte de la Junta de Andalucía.

Lo que se denuncia al respecto, es que después de ocho años “con escasa oferta pública y con recortes en la educación”, esta oferta masiva de plazas “no va a ser la oportunidad que las administraciones esperaban para consolidar y estabilizar a los trabajadores que han sufrido esta situación y han sostenido a la escuela pública en sus momentos más bajos de financiación”.

(Fuente: Andalucía Información)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *