Brasil: La Presidenta del STF avala la prisión de Lula negándole el habeas corpus preventivo. El juez ordena su encarcelamiento

lula-da-silva-1920

La presidenta del Supremo Tribunal Federal (STF), Carmen Lúcia, soslayó ayer la Carta Magna brasileña y determinó con su voto la posibilidad de anticipar la prisión del ex mandatario Luiz Inácio Lula da Silva. Por seis votos a cinco, el STF negó el habeas corpus preventivo solicitado por la defensa del ex gobernante, condenado a 12 años y un mes de cárcel por el Tribunal Regional Federal de la Cuarta Región (TRF-4), que -contrariando la Constitución- dispuso la ejecución de la pena una vez agotados los recursos en segunda instancia.

Carmen Lúcia acompañó el voto del relator del caso, ministro Luiz Edson Fachin, quien se pronuncio contra la concesión del habeas corpus, tal y como hicieron también sus colegas Alexandre de Moraes, Luis Roberto Barroso, Luis Fux y Rosa Weber. Esta última era considerada pieza clave en el juzgamiento de hoy, pues analistas entendían que su posición era una incógnita, por lo cual posiblemente definiría la votación.

Una vez proferido su voto, el líder del Partido de los Trabajadores (PT) en el Senado Federal, Lindbergh Farias (PT-RJ), criticó la ‘increíble’ postura asumida por Weber y aseguró que ‘la presión de la Globo, que usó hasta los militares para chantajear al STF, surtió efecto’.

A favor de conceder el habeas corpus a Lula votaron, en tanto, los ministros Gilmar Mendes, Dias Toffoli, Marco Aurelio, Ricardo Lewandowski y Celso de Mello. Al explicar su voto, Lewandowski subrayó que la prisión anticipada de un condenado contradice una de las cláusulas pétreas de la Constitución, según la cual nadie puede ser considerado culpable hasta agotarse los recursos en todas las instancias de la Justicia, y constituye sin dudas ‘un irreparable retroceso constitucional’. El combate a la corrupción -dijo- no justifica flexibilizar esa importante garantía, pues la violación de la misma se aparta ‘de forma radical’ de lo que dispone la ley mayor de la República.

Lewandowski criticó también en duros términos el juzgamiento realizado por el TRF-4, en el cual apreció que sobraron las frases grandilocuentes, pero faltaron argumentos que justifiquen la prisión automática del ex presidente brasileño.

El decano de la Corte Suprema, Celso de Mello, advirtió por su parte que la Constitución ‘no puede someterse al imperio de las circunstancias ni a presiones externas’ y reiteró que ‘sin tránsito en juzgado, no hay culpa’.

De Mello, quien abrió su intervención deplorando las declaraciones hechas públicas la víspera por el jefe del Ejército, Eduardo Villas Boas, y la intromisión de unos Poderes en otros, manifestó que el juzgamiento del recurso presentado por la defensa de Lula no debía ‘dejarse contaminar’ para que pudiera ser justo e imparcial.

La presunción de la inocencia, enfatizó, es un principio fundamental y una notable conquista histórica.
Rechazado el habeas corpus, a la defensa del ex dignatario brasileño le queda todavía la posibilidad de entrar ante el TRF-4 con un nuevo recurso sobre los embargos de declaración, que éste ya rechazó el 26 de marzo último por unanimidad y en una sesión que duró poco más de 10 minutos.

Sin sustentación oral por parte de los abogados defensores ni de la acusación, el juzgamiento fue breve y valió apenas para ratificar la condena a 12 años y un mes de cárcel proferida allí contra el ex dignatario en enero último, y cuya ejecución podría producirse una vez agotados los requerimientos en esa instancia.

El juez de Lava Jato Sergio Moro ordena prisión de Lula

El juez federal Sergio Moro ordenó hoy el encarcelamiento del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, quien deberá presentarse antes de las 17:00 (hora local) de mañana en la Superintendencia de la Policía Federal (PF) en Curitiba.Moro ordenó este jueves el encarcelamiento del ex mandatario petista, quien deberá presentarse antes de las 17:00, hora local, de mañana en la Superintendencia de la Policía Federal (PF), en Curitiba, la capital paranaense.

Según la televisora Globo, en su despacho Moro indicó que Lula podrá ir voluntariamente y sin ser esposado y que permanecerá cumpliendo la condena en una sala especial de la PF ‘en razón de la dignidad del cargo ocupado’. Señaló además que el fundador del Partido de los Trabajadores permanecerá separado de los demás presos, sin riesgo para su integridad moral o física.

Antes de librar la orden de aprehensión el juez que conduce a su antojo los hilos de la operación anticorrupción Lava Jato recibió la autorización para proceder del Tribunal Regional Federal de la Cuarta Región (TRF-4), que en enero último ratificó la condena dictada por Moro e incluso la elevó a 12 años y un mes de cárcel.

No van a prenderlo, gritan a coro miles de manifestantes reunidos ayer en torno a la sede del Sindicato de los Metalúrgicos en Sao Paulo, donde se encuentra el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva. El mensaje iba dirigido al juez federal Sergio Moro, quien al final de esta tarde libró sorpresivamente una orden de prisión contra el fundador y líder histórico del Partido de los Trabajadores (PT) de Brasil, aún sin que la defensa del ex dignatario pudiera agotar todos los recursos ante el tribunal de apelaciones de Porto Alegre (TRF-4).

La manifestación de apoyo a Lula, que según reportes del diario digital Brasil 247 reúne a integrantes de movimientos sociales y centrales sindicales, es liderada por el miembro de la coordinación nacional del Movimiento de Trabajadores Sin Techo (MTST) y precandidato presidencial Guilherme Boulos.

En la propia sede de los metalúrgicos, dirigentes nacionales del PT dijeron en declaraciones a la prensa que en estos momentos los abogados de la defensa del ex dignatario están considerando ‘todos los recursos posibles’ para impedir la prisión anticipada de Lula. Además, convocaron a la militancia a hacer una vigilia en el local. Después de conocerse el despacho de Moro, cinco centrales sindicales dieron a conocer una nota de apoyo y solidaridad a Lula en la cual consideraron que decretar su prisión constituye ‘una medida radical que coloca a la sociedad en alerta’.

Brasil vive en los últimos años un clima de persecución política que tiene como pretexto el combate a la corrupción, pero cuyo objetivo mayor es extirpar del juego político cualquier programa que valorice el área social, el trabajo y la renta del trabajador, y un modelo progresista desarrollista, afirma. El objetivo real de este proceso es excluir al ex presidente Lula de la disputa electoral de 2018, reitera más adelante y señala el hecho que el proceso seguido contra éste haya sido la tramitación más rápida de la historia del Poder Judicial como clara evidencia del carácter de persecución de la acción.

Finalmente manifiesta el deseo de esas fuerzas sindicales de que Lula permanezca libre, como forma de garantizar que el proceso electoral de 2018 sea limpio y democrático, ‘vía esencial para que pueda prevalecer nuestra plataforma democrática, de los derechos laborales y sociales y del desarrollo de nuestro país’.

La propia publicación anunció que la Federación Única de los Petroleros (FUP) se reunirá mañana para deliberar sobre la posibilidad de realizar una paralización nacional contra la prisión política del ex presidente Lula.

Con la prisión de Lula ordenada, Brasil vive día de indignación nacional
Con la repentina orden de prisión librada por el juez federal Sergio Moro contra el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, las masas populares brasileñas deben convertir el de hoy en un día de indignación nacional.

Un exhorto en ese sentido fue formulado anoche por el miembro de la Dirección Nacional del Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST) Joao Pedro Stedile, para quien ese pedido de encarcelamiento es apenas un capítulo más del golpe general ocurrido en el país en agosto de 2016.
‘La única forma de liberar a Lula es con grandes manifestaciones de masas’, consideró Stedile en declaraciones al periódico Brasil de Fato y en las cuales definió a la Red Globo como ‘autora intelectual del golpe y coordinadora política de las fuerzas de derecha’.

Estamos orientando a la militancia del Frente Brasil Popular que mañana (hoy) debe convertirse en día de la indignación nacional: tomar las calles, las plazas y los edificios públicos para manifestarse contra esa prisión, dijo.

El líder de la bancada del Partido de los Trabajadores (PT) en el Senado Federal, Lindbergh Farias, reveló anoche que Lula todavía no definió si cumplirá la orden voluntariamente. En mi evaluación no tiene que entregarse. Si lo hiciera sería admitir la culpa y ese no es el caso. Tienen que prenderlo en el medio de ese mar de gente (concentrada en torno a la sede del Sindicato de los Metalúrgicos en Sao Paulo, donde se encontraba el ex presidente), apreció.

Por otra parte, y al comentar la intempestiva decisión de Moro -que libró la orden de prisión apenas 20 minutos después de recibir la autorización del tribunal de segunda instancia de Porto Alegre (TRF-4)- el editor del blog Tijolazo, Fernando Brito, señaló que este actuó ‘rápido como un rayo y movido por el odio’.

Brito indicó que de acuerdo con el ritmo de trabajo normal del TRF-4, con el cual contaba la prensa según los casos anteriores, la prisión de Lula se daría solo la próxima semana. Pero el apetito de las fieras es inmenso, subrayó. ‘Mañana (por hoy), 6 de abril de 2018, será el día de la mayor vergüenza de este país’, pronosticó entonces el bloguero.

El TRF-4 condenó en enero pasado al exmandatario petista a 12 años y un mes de cárcel y, contrariando la Constitución, dispuso además la ejecución de la pena una vez agotados los recursos en esa instancia.
La defensa de Lula solicitó un habeas corpus preventivo para evitar el encarcelamiento anticipado, pero éste fue rechazado primero por el Superior Tribunal de Justicia (STJ) y después por el Supremo Tribunal Federal (STF), que dieron luz verde así al tribunal de Porto Alegre y a Moro para decretar la prisión política del líder histórico del PT.

(Fuente: Prensa Latina)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *