Israel no ve al Daesh como una “amenaza existencial o estratégica”, por contra, teme que su derrumbe suponga mayor presencia iraní

israel

El ministro de educación de Israel, Naftali Bennett (foto adjunta), admite que Tel Aviv nunca ha visto al grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) como una “amenaza existencial o estratégica” y considera que la destrucción de la banda ultraviolenta podría reforzar la posición de Irán en Siria e Irak. “Nunca vimos al ISIS (acrónimo en inglés del EIIL) como una amenaza existencial o estratégica, (y) ustedes no deben quitar al ISIS para traer a Irán”, dijo el alto miembro del gabinete israelí en la conferencia de Arutz Sheva en la ciudad de Al-Quds (Jerusalén).

Bennett, mintiendo claramente, acusó a la República Islámica de Irán de liderar todos los incidentes que se producen en el sur y el norte de los territorios palestinos ocupados, informaron el lunes medios israelíes. “Irán es la cabeza del pulpo (que amenaza a Israel). Este pulpo tiene un brazo iraní en El Líbano llamado Hezbolá (Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano). Tiene un brazo en Siria llamado las milicias chiíes y tiene otro brazo en Gaza llamado HAMAS (Movimiento de Resistencia Islámica de Palestina). Estos están dispuestos a luchar hasta su última gota de sangre contra Israel”, dijo Bennett. Y por ello urgió a librar una campaña diplomática, económica, de inteligencia, y por otros medios, contra la cabeza del pulpo”.

El ministro repitió la infundada acusación de que Irán busca acceder a “un corredor permanente al Mediterráneo. Tenemos que cortar ese corredor, y eso es lo que estamos haciendo. Dijimos que no permitiremos que Irán se establezca en Siria, y estamos (reflejando ese compromiso con) nuestros actos”.

Teherán rechaza, por falaces, las acusaciones israelíes sobre que está instalando una base militar en Siria. De hecho, Irán ha enviado solo un número concreto de asesores militares a Siria —a petición de Damasco— para contribuir a la lucha contra el grupo terrorista EIIL.

Israel critica los esfuerzos antiterroristas de Teherán, pues teme que las derrotas de los terroristas en Siria acaben beneficiando al Ejército sirio y a sus aliados, es decir, a Irán y Hezbolá, grupo que también participa en dicha lucha en el país árabe.

Lo dicho explicaría por qué las fuerzas de guerra del régimen israelí (IDF, por sus siglas en inglés), en vez de luchar contra Daesh, perpetran ataques aéreos contra las posiciones del Ejército sirio y Hezbolá, a la vez que proporcionan refugio y armas a los terroristas en las fronteras sirias.

Israel revela temor a llegada de influencia iraní ‘a su lado’

Ante las pérdidas de los terroristas en Siria, el premier israelí hizo nuevos reclamos sobre Irán y le acusó de intentar atracar sus submarinos en puertos sirios. El primer ministro israelí que hablaba el domingo con el programa ‘The Andrew Marr Show’ en BBC1, mostró su gran inquietud por la inminente “derrota” del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) en Siria, y más aún por el aumento de la influencia de Irán en el Oriente Medio.

“A medida que EIIL se derrumba, a medida que EIIL se muda, Irán se instala, pero ellos (los iraníes) quieren traer sus Fuerzas Aéreas allí, justo al lado de Israel, (…), quieren traer submarinos y barcos militares al Mediterráneo, justo al lado de Israel”, afirmó. El titular israelí, no obstante, aseguró que no dejará que eso suceda.

Netanyahu y otros funcionarios israelíes han lanzado infundios de este tipo contra Irán en múltiples ocasiones, mientras el Ejército sirio está cada vez más cerca de la destrucción total de sus aliados terroristas en su territorio gracias al apoyo de Irán y Rusia, entre otros aliados.

Con anterioridad, el régimen de Tel Aviv había acusado a Irán de estar buscando “crear una fuerza aérea y bases navales en Siria”, al tiempo que había amenazado que Israel “no se quedará observando desde fuera” y que intervendrá militarmente contra Irán en Siria. Otra vez, funcionarios israelíes advirtieron sobre los planes iraníes para construir fábricas de armas para el Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá) en Siria y en El Líbano.

Netanyahu tampoco tuvo éxito en obligar a Rusia a rechazar la presencia de los asesores militares iraníes en Irak y Siria, donde apoyan —por petición de Bagdad y Damasco— a las fuerzas armadas de estos dos Estados en la lucha contra el terrorismo. El presidente de Rusia, Vladimir Putin, aconseja al premier israelí, Benyamin Netanyahu, dejar de lado sus antiguas acusaciones contra Irán y enfocarse en la actualidad.

Conforme a muchas especulaciones, Israel plantea tales acusaciones antiiraníes para justificar sus incursiones aéreas y terrestres en Siria y golpear las posiciones del Ejército sirio y su aliado Hezbolá.

Netanyahu

Israel amenaza con actuar contra el “imperio” de Irán

El primer ministro israelí, Beniamín Netanyahu, amenazó el domingo que Israel actuará contra Irán, no sólo contra sus aliados en Oriente Próximo, si es necesario, reiterando que Teherán era la mayor amenaza mundial.

Con una pieza en la mano de lo que dijo era un dron iraní que había entrado en el espacio aéreo israelí este mes y que aparentemente fue derribado por los militares de Israel: “Esto es un trozo del dron iraní, no queda más que eso porque lo abatimos”. “Israel no permitirá que el régimen nos ponga una soga de terror al cuello”, añadió Netanyahu en la Conferencia de Seguridad de Múnich (MSC), foro clave en la agenda de la política internacional, en la tercera y última jornada de la cita, centrada en Oriente Medio.

“Israel no permitirá que el régimen nos ponga una soga de terror al cuello”, dijo Beniamín Netanyahu. ”Actuaremos, si es necesario, no sólo contra los aliados de Irán, sino contra el propio Irán”, añadió.

En una alocución en el encuentro de Múnich por primera vez, Netanyahu instó a responsables oficiales y diplomáticos europeos y estadounidenses a hacer frente a Irán de inmediato, mostrando un mapa que dijo exhibía la creciente presencia iraní en Oriente Próximo. Añadió que Irán estaba aumentando su poder a medida que la coalición liderada por Estados Unidos contra el Estado Islámico en Irak y Siria recuperaba territorio de manos de los integristas.

“La mala suerte es que a medida que el ISIS (siglas en inglés para Estado Islámico) se encoge e Irán avanza, está intentando establecer este imperio permanente por todo Oriente Próximo desde el sur, en Yemen, pero también intentando crear un territorio puente de Irán a Irak, Siria, Líbano y Gaza”, dijo Netanyahu. “Es una evolución muy peligrosa para nuestra región”, añadió.

 “Circo cómico”

Tras la intervención del presidente israelí, el ministro iraní de Exteriores, Mohamad Yavad Zarif, tachó de “circo cómico” las acusaciones contra su país y le acusó de tratar de esquivar problemas internos. Zarif hizo estas declaraciones al intervenir en la Conferencia de Seguridad de Múnich (MSC), foro clave en la agenda de la política internacional, en la tercera y última jornada de la cita, centrada en Oriente Medio.

”Es un circo cómico que no es digno de respuesta”, aseguró Zarif después de que Netanyahu mostrase durante su discurso en la MSC un fragmento del supuesto dron iraní que Israel derribó hace unos días dentro de su territorio.

El ministro sugirió que esa estrategia podía tratar de tapar “crisis internas”, en referencia a las recientes acusaciones policiales contra Netanyahu, y que a veces trata de buscar una “cabeza de turco” para tratar de escapar de sus responsabilidades.

Zarif aseguró además que Irán no será el primer país en violar el acuerdo nuclear que Teherán firmó con los cinco países con derecho de veto en el Consejo de Seguridad de la ONU, Alemania y la UE, pero advirtió frente a la opción de ceder ante las presiones israelíes para romperlo.

Si los intereses de Irán no se garantizan, Irán responderá seriamente, y creo que será una respuesta de la que la gente se arrepentirá”. ”Si los intereses de Irán no se garantizan, Irán responderá seriamente, y creo que será una respuesta de la que la gente se arrepentirá”, advirtió. Para el ministro, el pensamiento de Netanyahu es “delirante” por tratar de echar por tierra el acuerdo nuclear iraní “sin ninguna alternativa”.

Zarif calificó de “innecesaria” la “rivalidad” creada en su región entre Arabia Saudí y su país, y consideró que la región sólo será “fuerte” cuando se pase de una lógica de suma cero, en la que uno debe perder para que otro gane, a una lógica de seguridad “en red” y no de “alianzas y bloques”, en la que se respeten las diferencias y los distintos intereses. “La era de la hegemonía se ha acabado, regionalmente y globalmente”, apuntó.

A su juicio, el acuerdo nuclear fue un “ejemplo de pensamiento” no basado en la lógica de suma cero. “EE.UU. y sus clientes locales están sufriendo las consecuencias de sus propios errores”, afirmó, al recordar el apoyo estadounidense a Sadam Hussein en Irak -en su guerra con Irán- o los talibanes en Afganistán, cuando combatían al ejército soviético.

La MSC ha contado esta edición entre sus ponentes con el asesor de Seguridad Nacional de EE.UU., H.R. McMaster, el presidente de la Comisión Europea (CE), Jean-Claude Juncker, el canciller austríaco, Sebastian Kurz, el ministro ruso de Exteriores, Serguéi Lavrov, y la primera ministra británica, Theresa May.

(Fuentes: Hispan TV / Al Manar / Resumen de Oriente Medio)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *