Sevilla: La multinacional Abengoa plantea despedir a otros 150 trabajadores, esta vez de las áreas corporativas y de apoyo

Trabajadores-Abengoa_EDIIMA20151206_0173_18

Tras salvar la que iba a ser la mayor quiebra del país, Abengoa sigue adelante con sus recortes para redimensionar su estructura. La multinacional sevillana ha confirmado a esta redacción que ha puesto en marcha la última fase de su plan de reestructuración de plantilla en España con un ajuste que afectará a unos 150 empleados de las áreas corporativas y de apoyo, la mayoría en Sevilla.

No en vano, de los más de 3.000 empleados que tiene la compañía en España, entre 1.500 y 2.000 trabajan en la capital andaluza. Eso sí, ahora la dirección de la empresa empezará la negociación con los representantes sindicales de sus sociedades y hasta que termine no se conocerá cómo afectará el recorte a cada una de ellas.

La regulación prevista tendrá una parte de suspensión y otra de extinción de empleos (en este último caso primará la voluntariedad), para algo menos de 150 trabajadores, a los que se sumarán algunas salidas individuales.

Según Abengoa, la reestructuración es fruto de la reorganización societaria y funcional anunciada en el plan de viabilidad. El objetivo es adaptar la estructura de la empresa a su nuevo tamaño y realidad “mediante la máxima eficiencia en la gestión”.

Pese a ello, el plan de viabilidad prevé incrementar el empleo neto ya durante este mismo ejercicio y lo seguirá haciendo en los próximos.

Abengoa ha ido reincorporando en los últimos meses a los ingenieros afectados por ERTES anteriores, “lo que empieza a verse como una señal inequívoca de recuperación del negocio y, por ende, de la compañía”, informa Efe.

La multinacional sevillana tiene una plantilla media de 13.000 empleados en el mundo, de ellos cerca de 3.000 trabajan en España, y opera en más de 25 países. Según la compañía, está reforzando sus capacidades en áreas operativas como las de Ingeniería (Energía y Agua) o Tecnología (Aeroespacio, Pilas de Combustibles o Almacenamiento), impulsando de este modo el conocimiento y la innovación.

(Fuente: El Correo de Andalucía / Autor: Nicol Jiménez)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *