Grecia: Estalla una bomba en la sede del Tribunal de Apelaciones en Atenas sin causar víctimas. Aún no ha sido reivindicado

grecia

Una bomba estalló esta madrugada del viernes junto a las puertas de entrada de la sede del Tribunal de Apelaciones de Atenas, sin causar ninguna víctima ni herido, según han informado las autoridades griegas, aunque sí cuantiosos daños en la fachada del edificio, haciendo además estallar los cristales tanto de éste edificio como de otros situados en los alrededores

Cuarenta minutos antes de la explosión el diario Efimerída ton Sintaktón y la página web “zougla.gr” recibieron una llamada alertando del hecho en la que se aclaraba que no se trataba de una broma y pedía que se desalojase el edificio del tribunal y el colindante, situados ambos en la calle Lukareos del barrio de Ambelokipi, uno de los más habitados de la capital y que se encuentra a poca distancia del Tribunal Supremo.

Inmediatamente después un fuerte dispositivo policial acordonó la zona, que ha quedado cortada al tráfico, y donde la brigada antiterrorista griega ha abierto una investigación para determinar la autoría del ataque y averiguar si alguna organización terrorista se encuentra detrás de los hechos que por el momento no han sido reivindicados por nadie.

Según informaron fuentes policiales el guardia del Tribunal vio a dos personas subir las escalinatas de acceso al edificio a las 3:25 de la madrugada (hora local) y depositar una mochila en la entrada. El guardia del edificio señaló que inmediatamente después salió tras ellos para detenerlos pero el conductor del vehículo que les esperaba cerca disparó contra él por lo que se vio obligado a detenerse.

Los tres individuos se dieron a la fuga en una furgoneta de marca Fiat que poco después se encontraba en el barrio de Exarchia, cerca del Museo Arqueológico Nacional, y que según los agentes de la policía coincide con la descripción dada por el guardia del Tribunal del transporte que utilizaron los autores del atentado para escapar.

En la mochila había una bomba de relojería, un tipo de explosivo que suelen utilizar los grupos de extrema izquierda griegos. Mientras tanto, se ha hallado una furgoneta incendiada en el barrio de Exarjia, centro del movimiento anarquista, que podría ser el vehículo utilizado para el ataque. La brigada antiterrorista ha asumido la investigación del caso, señaló un portavoz policial.

El pasado 20 de abril estalló una bomba similar ante una sucursal del Eurobank, en el centro de Atenas. Este tipo de ataques, que suelen causar daños materiales pero no personales, son relativamente frecuentes en Grecia y en los últimos años suelen ser reivindicados por miembros del entorno anarquista.

La colocación del artefacto explosivo en el tribunal coincide con una serie de embargos a propietarios endeudados con los bancos griegos, y con la propuesta del gobierno de Syriza que ha planteado una nueva legislación que endurece las normas contra los manifestantes contra los desahucios.

Según el ministro de justicia, Stavros Kontonis, que se desplazó esta mañana al lugar de los hechos para inspeccionar los daños y hablar con las fuerzas de seguridad respecto a las evidencias de las que se disponen hasta estos momentos, se han suspendido todos los procesos del Tribunal de Apelación de Atenas que estaban previstas para hoy.

En declaraciones a la emisora de radio griega Alpha el ministro de justicia declaró que el ataque “es un acto criminal atroz y reprochable” y que los terroristas “no sólo buscaban causar daños materiales sino también atentar contra la vida del guardia”.

Por su parte, el Primer Ministro, Alexis Tsipras, señaló que la agresión “fue contra la democracia y el Estado de Derecho”, pero aseguró que su gobierno no teme a las balas o bombas.

(Fuentes: El Mundo / el diario.es / agencia DW / agencia AFP)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *