El Juez de los titiriteros denunciado por prevaricación

La Asociación Libre de Abogadas y Abogados (ALA) ha presentado una querella por un delito de prevaricación contra el Juez de la Audiencia Nacional que encarceló a “los Titiriteros”, Ismael Moreno. La querella presentada este lunes por ALA ante la sala de lo penal del Tribunal Supremo argumenta que las resoluciones adoptadas por el Magistrado de la Audiencia Nacional, Ismael Moreno Chamarro, fueron claramente injustas y carecían de justificación en Derecho.

El Juez acordó el pasado 6 de febrero el ingreso en prisión provisional bajo el régimen de excepción FIES 3 de dos actores, conocidos como los “Titiriteros”, a los que acusó de un delito de enaltecimiento del terrorismo. Esta medida excepcional se justificó en la suposición de que la pancarta con el lema “Gora Alka – ETA” utilizada por uno de los muñecos, suponía una loa tanto a la banda ETA como al grupo Al Qaeda.

En el escrito de querella, la Asociación denuncia que los Autos dictados por el Juez carecían de justificación alguna. “El Juez defendía la existencia de riesgo de fuga y reiteración delictiva, pero en ningún momento analizó la situación o las características personales de los detenidos “, nos cuenta una portavoz de ALA.

En el escrito, además, se denuncia que el Magistrado no efectuó las diligencias pertinentes para comprobar si los hechos denunciados eran ciertos. La omisión del contexto de algunas escenas de la obra de teatro o la manifiesta falsedad de algunos hechos, sugieren que Ismael Moreno no conocía las escenas de la obra cuyo contenido estaba enjuiciando. “El estudio pormenorizado de la resolución nos lleva apensar que la medida fue arbitraria”.

Tras un extenso análisis de jurisprudencia, el escrito de querella concluye que “El Magistrado querellado era plenamente consciente en el momento de dictar el Auto de prisión provisional (…) de que este no cumplía con el canon interpretativo admitido por nuestros Tribunales“.

La querella analiza también el Auto dictado el 10 de febrero por el que se acordaba la libertad con cargos de los detenidos. Según la Asociación, esta segunda resolución viene a confirmar la falta de fundamento de la primera. El Magistrado sustituyó la medida de prisión provisional sin que existiera ningún cambio en las circunstancias.

En todo caso, consideran, este segundo Auto resulta igualmente desproporcionado. La querella achaca este cambio de opinión a las valoraciones vertidas en los diversos medios de comunicación. “La veloz modificación del criterio del Juzgador, hecha en sólo cuatro días y sin ningún cambio de circunstancias aparente en la situación de los investigados, responde al impacto que el encarcelamiento tuvo en los medios de comunicación”.

El delito de prevaricación está castigado con penas de multa de hasta veinticuatro meses e inhabilitación especial para el cargo público por más de diez años.

(Fuente: Asociación Libre de Abogadas y Abogados – ALA)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *