Ecuador: destituyeron a Lenín Moreno de la presidencia del partido gobernante Alianza País, fundado por Rafael Correa

lenín moreno

El movimiento gobernante en Ecuador, Alianza País (AP), destituyó este martes al presidente Lenín Moreno de su cargo al frente de la formación, profundizando así la crisis política en Ecuador. La dirección nacional de AP anunció en un comunicado “la pérdida inmediata de su dignidad como Presidente del Movimiento Alianza PAIS del señor Lenín Moreno Garcés” e invitó al ex mandatario Rafael Correa (2007-2017) a acompañar su proceso de “reestructuración”.

El movimiento, que desde que Moreno llegó al poder el 24 de mayo está profundamente dividido entre los partidarios de Moreno y los de Correa, acusó al presidente de gobernar con el programa de la oposición y atentar contra “la unidad orgánica” del partido. “La normativa interna considera como falta grave, entre otras, las acciones políticas que beneficien objetivamente a personas o grupos opositores a la política de la Revolución Ciudadana”, explicó la formación el comunicado leído por la secretaria ejecutiva, Gabriela Rivadeneira.

La izquierdista AP, en el poder desde 2007, nombró en su lugar al ex canciller Ricardo Patiño, una de las figuras más poderosas del correísmo.  Así lo anunció el propio Patiño en una rueda de prensa en la sede central del movimiento, en la que argumentó razones políticas y técnicas para la destitución de Moreno como presidente de una formación con la que, dijo, no mantuvo la coherencia política.

“La decisión que se tomó fue unánime, de absolutamente todos los asistentes”, dijo el ex ministro al confirmar que habían asistido a la sesión de esta noche 22 miembros del consejo directivo. “Hoy hemos adoptado una decisión valiente (…). El presidente de la república llegó a la presidencia de la república con el voto de más del 50% de los ecuatorianos, no llegó con el plan de gobierno de la oposición, pero está aplicando el plan de gobierno de la oposición”, declaró Patiño.

Patiño calificó a Moreno como “enemigo de la revolución ciudadana”, el pacto de izquierdas gestado por Correa en 2006 para generar un cambio social y político. Y anunció el próximo regreso del ex presidente para “acompañar” el proceso de “fortalecimiento” del movimiento tras su actual crisis. Así consta en la cuarta cláusula del texto de la resolución dada a conocer por Alianza País, que “invita” al “presidente vitalicio del movimiento, para acompañar el proceso de fortalecimiento orgánico y la reestructuración del movimiento a nivel nacional y de las circunscripciones del exterior”.

Tras conocer el resultado de la sesión, Moreno convocó a una comparecencia con carácter de urgencia para “abordar temas inherentes a la problemática de la política ecuatoriana”, según la Secretaría Nacional de Comunicación.

La disputa entre Moreno y Correa, con frecuentes intercambios de reproches e insultos en las redes sociales, se ha ido profundizando con el paso de los meses, a medida que el mandatario ha ido criticando y desacreditando la gestión de su antecesor, de quien fue vicepresidente entre 2007 y 2013.

Y quedó al borde la ruptura cuando Moreno anunció una consulta popular, que todavía no tiene fecha, para suprimir la reelección indefinida aprobada por el ex mandatario, un paso que para muchos busca impedir el regreso de Correa al poder en 2021.

La crisis política tiene como trasfondo las graves acusaciones de corrupción que le endilga la oposición al vicepresidente Jorge Glas, aliado de Correa, actualmente en prisión preventiva por el caso de los sobornos millonarios de la constructora brasileña Odebrecht.

El Gobierno rechaza destitución de Lenín Moreno

La vicepresidenta interina de Ecuador, María Alejandra Vicuña, junto con la mayoría de ministros de Estado, desconoció la decisión de la directiva del partido gobernante Alianza País (AP) de retirar al mandatario Lenín Moreno de la dirección del movimiento político.

“Queremos expresar que definitivamente no solo no son consecuentes esos pronunciamientos, sino que responden a actitudes arbitrarias, antidemocráticas y por ende desconocemos tamaña arbitrariedad”, dijo en declaraciones a la prensa después del anuncio que hiciera la secretaria de AP, Gabriela Rivadeneira.

Vicuña aclaró que Moreno fue electo presidente del movimiento político en una convención nacional y que ese es el mayor espacio de decisión, por lo que el jefe de Estado continuaría estando al frente del partido político.

Según la vicepresidente interina de Ecuador, la iniciativa de la directiva de Alianza País no responde a los intereses de las bases que, desde su punto de vista, respaldan al Gobierno de Moreno. “Parece que la brújula se les dañó y no se ha entendido que el movimiento es una organización política, no es una hacienda, no es una finca”, lo actuado “no responde al sentir democrático de las bases”, sentenció la funcionaria.

Por su parte, el secretario de la Gestión Política, Miguel Carvajal, indicó que vieron “con asombro cómo se toman decisiones” como la de separar a Moreno “cuando ellos saben muy bien que el presidente es electo en una convención nacional”.

En su opinión, es contradictorio que la directiva haya decidido primero sancionar al mandatario para después enviar el expediente a la Comisión Ética del partido, cuando el proceso debió ser al revés, lo que es “una muestra de arbitrariedad”. “Esperamos que las diferencias sean tratadas con madurez, la historia juzgará a quienes de una manera apresurada e inmadura están tomando acciones que pueden afectar el desarrollo de un país democrático, lamentamos esta decisión pero nosotros seguiremos trabajando”, agregó Carvajal.

Sobre el posible retorno del expresidente Rafael Correa, los funcionarios señalaron que esperan que, de concretarse, su presencia sirva para generar un diálogo interno en el partido que permita llegar a consensos. “El expresidente tiene todo el pleno derecho de hacerlo (de venir al país), ojalá se fortalezcan así mecanismos que permitan un amplio debate hacia fuera y hacia dentro”, añadió Vicuña.

Rafael Correa apoya destitución de Lenín Moreno

Rafael Correa respaldó la destitución del mandatario Lenín Moreno de la presidencia del movimiento oficialista Alianza País (AP) y confirmó su regreso a Quito (Ecuador) para participar en una reunión del partido.

“¡Por fin reacciona la Dirección Nacional de AP, atendiendo el clamor de la militancia, y en estricto apego al estatuto!”, expresó Correa en Twitter. Él vive en Bélgica tras dejar el poder el 24 de mayo último. “Todo mi apoyo al nuevo presidente de AP, Ricardo Patiño”, añadió Correa a través de Twitter.

Desde Bélgica, donde reside el ex presidente Rafael Correa, que protagoniza un fuerte enfrentamiento con Moreno, increpó a los miembros de su partido que cuestionaron la decisión de la directiva, además de dejar ver lo que sería su retorno al país, al instar en otro tuit a la militancia a convocar a una convención nacional para definir la situación del movimiento. “¿Quieren Convención? ¡Perfecto! Ahí estaremos, y veremos cuántos de los que han permitido tanta infamia, persecuciones, oscuros pactos con lo peor de la partidocracia, en nombre de la ‘gobernabilidad’, me pueden mirar a los ojos”.

Un tribunal anula destitución de Lenín Moreno

Un tribunal de Garantías Penales de Quito negó este miércoles la decisión de la directiva del movimiento oficialista ecuatoriano Alianza País (AP) de separar al jefe de Estado, Lenín Moreno, de la presidencia de la agrupación política.

El tribunal aceptó un pedido de “medidas cautelares” en favor del presidente Moreno y ordenó al Consejo Nacional Electoral (CNE) a no inscribir a otros dirigentes del movimiento, informó la Secretaría Nacional de Comunicación (Secom).

Con esa decisión, queda sin efecto la decisión de la Directiva Nacional de AP que el pasado martes anunció la destitución de Moreno como jefe del movimiento y designó en su lugar a Ricardo Patiño, un ex canciller del país durante el Gobierno de Rafael Correa (2007-2017).

“Un tribunal de garantías penales con sede en Quito dejó sin efecto el miércoles la decisión adoptada por una parte de la directiva nacional del Alianza País de retirar la dignidad de presidente del movimiento al mandatario Lenín Moreno”, señaló la Secom en un comunicado. Dicha “resolución judicial se dio ante un pedido de medida cautelar presentada por el Jefe de Estado, por cuanto la espuria pérdida de la dignidad viola sus derechos constitucionales e incurre en faltas procesales internas”, precisa el texto de la Secom.

Reiteró que el tribunal dispuso al CNE que “no proceda a inscribir cualquier nombramiento como Presidente del Movimiento Patria Altiva i Soberana (Alianza País), en especial del señor Ricardo Armando Patiño Aroca y de Gabriela Alejandra Rivadeneira Burbano, como segunda vicepresidenta del movimiento”, añade la nota.

(Fuentes: AFP / Infobae / DW / TeleSur / Sputnik – Mundo)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *