Grecia: El Grupo de Combatientes del Pueblo reivindica el atentado contra el Eurobank

Grecia

El Grupo de Combatientes del Pueblo (OLA por sus siglas en griego) ha reivindicado este pasado martes la explosión que provocó daños en la entrada de las oficinas centrales de Eurobank el pasado mes de abril (foto adjunta), y el ataque contra el Ministerio del trabajo llevado a cabo en ese mismo mes.

El grupo ha asegurado que atacó a Eurobank por su respuesta ante los impagos de préstamos, que ha aumentado en el sistema bancario del país durante una de las peores crisis de Grecia en décadas.  La organización izquierdista también ha admitido estar detrás de un intento de ataque al Ministerio de Trabajo en diciembre de 2016, en el que las autoridades detonaron una bomba en una explosión controlada.

El Grupo de Combatientes del Pueblo asegura en un comunicado que pretendía con su acción denunciar la complicidad del gobierno de Syriza con el imperialismo alemán y su estrangulamiento del pueblo a través de la deuda,

Por otro lado afirmaban pretender también realizar con dichas acciones un llamamiento a a la desobediencia popular y a luchar y organizarse en los barrios y centros de trabajo y estudio, antes de ser aplastados por el talón de hierro del Capital en el nuevo matadero mundial que prepara el imperialismo.

En su comunicado entre citas de Bertolt Brecht, Marx y Gramsci, mandaban igualmente un mensaje de apoyo a los presos palestinos en huelga de hambre y denuncian la cooperación total de Tsipras con el estado fascista israelí.

Así mismo recordaban en el mismo a los revolucionarios Dimitris Christoulas y Lambros Foundas caídos en enfrentamientos con la policía y al pensionista que se suicidó delante del Parlamento dejando el llamado: ¨Jóvenes sin futuro a tomar las armas y colgar a los traidores, como los partisanos italianos colgaron a Mussolini!”

Anteriores atentados reivindicados por OLA

El grupo armado de extrema izquierda revolucionaria ya reivindicó en 2015 el atentado con kaláshnikov perpetrado en diciembre contra la embajada de Israel en las afueras de Atenas, que no dejó víctimas, informaron este miércoles fuentes policiales.

La policía descubrió un texto de varias páginas firmado por el “Grupo de Combatientes del Pueblo” en una memoria USB depositada en un contenedor en un barrio de la capital griega. Una llamada anónima había señalado al periódico “El Diario de los Redactores” la ubicación del objeto durante la noche.

El 12 de diciembre, de madrugada, unos desconocidos subidos a una moto vaciaron los cargadores de sus kaláshnikov contra el edificio de la embajada de Israel, en el norte de Atenas.  La brigada antiterrorista había descubierto 54 casquillos y concluyeron rápidamente que las armas eran las mismas que las que se utilizaron en un atentado contra la embajada de Alemania, un año antes.

El Grupo de Combatientes del Pueblo había reivindicado dos meses después ese atentado, en 2014 contra la embajada de Alemania, que no causó víctimas.

El grupo, que apareció como una de las múltiples encarnaciones de la extrema izquierda armada, siempre activa en el país, ya había reivindicado varios atentados: en enero de 2013, contra la sede del partido conservador Nueva Democracia en Atenas, y en enero de 2014, contra un concesionario automovilístico en las afueras de Atenas. Los ataques no causaron víctimas.

El asesinato el 1 de noviembre de 2013 de dos miembros del partido neonazi griego Amanecer Dorado, Emmanuel Kapelonis  y Giorgos Foudoulis, guardianes del local de Amanecer Dorado, fue igualmente reivindicado también por el grupo, desconocido hasta entonces, que dijo haber actuado en represalia por el asesinato de un músico antifascista en manos de un neonazi.

“Nosotros, los Poderes Revolucionarios Combatientes del Pueblo, reivindicamos la responsabilidad de las ejecuciones políticas de los miembros fascistas del partido neonazi Amanecer Dorado”, afirma un comunicado publicado en el sitio internet griego de informaciones Zougla.

“El ataque fue una represalia por el asesinato de Pavlos Fyssas”, un rapero de 35 años asesinado a puñaladas el 18 de septiembre por un miembro de Amanecer Dorado a la salida de un bar en un suburbio del sudeste de Atenas, según este texto.

(Fuentes: Insurgente / terra / AFP)

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *